Escolares de nuestra región están protegidos al haber cumplido con las vacunaciones

0
5

11Un positivo balance de las coberturas de vacunación escolar alcanzadas en lo que va del año 2017, en nuestra región realizó la Seremía de Salud Coquimbo. Las vacunas que se administran en primero, cuarto, quinto y octavo básico protegen a la población contra sarampión, rubéola, paperas, difteria, tétanos, tos convulsiva y Virus Papiloma Humano.
Karen Gallardo, encargada del Programa Nacional de Inmunizaciones de la Seremía de Salud, destaca que «las coberturas de este año son por sobre la referencia de nivel nacional, por lo tanto estamos agradecidos de padres y apoderados que se comprometieron con la estrategia de vacunación y enviaron a sus hijos a los establecimientos educacionales en el momento que correspondía la vacunación».
El plan escolar está destinado a los estudiantes de establecimientos tanto públicos como privados, y se administran a 4 cursos como lo señala la profesional. «Por ejemplo en primero básico se administran dos vacunas, una contra el sarampión, rubéola, paperas y una segunda contra difteria, tétanos y tos convulsiva. En cuarto y quinto se administran la primera y segunda dosis de Virus Papiloma Humano, mientras que en octavo se administra la segunda dosis de difteria, tétanos y tos convulsiva», señaló.
Actualmente, la cobertura de vacunación supera el 76% en promedio y el plan escolar se seguirá ejecutando hasta el mes de diciembre.

Vacunas:

La vacunación escolar es una estrategia de inmunización que se realiza en todo el país durante el segundo semestre de cada año e incluye a la población escolar de establecimientos educacionales, tanto públicos como privados. Esta estrategia se encuentra a cargo de los Centros de Salud Familiar de la Atención Primaria, que previa coordinación con los establecimientos educacionales, acuden a realizar la inmunización a los distintos colegios de su área territorial.

Vacunación contra el Virus Papiloma Humano (VPH): El VPH es el mayor causante del cáncer de cuello de útero y para prevenirlo el Ministerio de Salud implementó en el año 2014 la vacunación, adoptándose como esquema de vacunación dos dosis separadas por 12 meses: cuarto y quinto básico.

Vacunación contra el sarampión: Es una enfermedad viral altamente contagiosa que provoca manchas en la piel, fiebre y síntomas respiratorios. El virus del sarampión genera una importante disminución de la inmunidad, lo que facilita la aparición de otitis, neumonía, convulsiones, ceguera, retraso mental, encefalitis e incluso la muerte. En Chile, esta enfermedad se encuentra en proceso de eliminación gracias a las vacunas que en escolares se aplica en primero básico.

Vacunación contra la tos convulsiva (Coqueluche): Es una enfermedad infecciosa bacteriana aguda que afecta el tracto respiratorio. Se transmite de un individuo infectado a uno susceptible. En Chile, en los últimos años se ha observado un aumento del número de notificaciones de esta enfermedad. La población de mayor riesgo han sido los niños y niñas menores de 1 año. La vacunación en lactantes contra la tos convulsiva no confiere inmunidad de por vida, sino que ésta se pierde progresivamente al cabo de 8 a 10 años, lo que se traduce en más adolescentes susceptibles de enfermar. Con el objetivo de reducir la posibilidad de enfermar, se inmuniza en primero y octavo básico con vacuna DTPA (acelular) en establecimientos escolares.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre