Ex trabajadores de ORIZON piden apoyo al municipio

0
28

ACTUALIDAD3Preocupados por la incierta situación laboral que están viviendo y la problemática económica y social que generarán en sus núcleos familiares, se muestran hoy los 88 trabajadores con contrato indefinido y más de 400 a plazo fijo, que durante la semana pasada fueron desvinculados de sus labores en la sección conservería de la Planta Orizon de Coquimbo, luego que la empresa les comunicara el cierre de esta área por una reestructuración operacional, debido a la reducción de la cuota de pesca del recurso jurel.

Según manifiestan los mismos trabajadores en declaración pública, el jueves 08 de agosto del año en curso, el Gerente de la Empresa Orizon S.A. de la Planta Coquimbo citó a reunión a los trabajadores para informarles lo que ellos califican como «la más cruda y grotesca decisión que había adoptado la administración de la gerencia general, sin importarles el recurso más importante que tiene la empresa, que son sus trabajadores».

Ante  la situación que afecta a los trabajadores de la planta y a aquellos del sector pesquero artesanal que entregaba sus recursos a la empresa,  el Alcalde de Coquimbo Cristian Galleguillos Vega, junto al consejero regional José Montoya se reunieron con dirigentes del Sindicato y parte de los trabajadores desvinculados, para manifestarles su respaldo y total apoyo en esta causa y convocar a una mesa de trabajo que permita buscar líneas de reconversión laboral para los afectados.

«Es un fuerte golpe para la ciudad de Coquimbo y un gran impacto para miles de personas que de una u otra manera se vinculaban con esta empresa. Este Alcalde y el Concejo Municipal va a asumir la ayuda social a todas las familias, pero también  queremos decirle a la empresa que no estamos contentos con lo sucedido y menos que se jibarice esta industria tan importante para nuestra sociedad. Aceptamos a solicitud de los trabajadores, liderar una mesa de trabajo donde queremos que participe la empresa, el Gobierno y por supuesto los trabajadores y vecinos y vecinas afectadas por esta situación, la idea es lograr encontrar la salida y los caminos para que podamos superar esta situación que está afectando no sólo a los trabajadores, sino a toda la comuna de Coquimbo», señaló el Alcalde Cristian Galleguillos.

La actual Planta Orizon, anteriormente Coloso y luego San José, data del año 1956 en la comuna, una empresa que por su trayectoria es parte de la identidad cultural y que en sus instalaciones ha cobijado a miles de coquimbanos, muchos de ellos que no han conocido otro oficio que el desempeñado al interior de la empresa.

«Estamos trabajando para lograr una reconversión laboral a las personas que se puedan, pero también estamos conscientes que no es un proceso rápido y  la gente vive el día a día y necesita generar recursos. Acá tenemos trabajadores que han dedicado toda su vida a la empresa y también aquellos que con más de 50 años ya no son productivos para una empresa», señaló  Juan Collao, presidente del Sindicato Trabajadores de la empresa Orizon, quien además cuenta que la notificación de sus despidos aún no es asimilado por los trabajadores. «El golpe es duro y no solamente lo estoy viviendo yo y mis asociados, sino que toda la gente de Coquimbo. Aquí no hubo un proceso de cierre, sino que nos notificaron de un día para otro. Faltó sensibilidad social y empresarial» manifestó Collao.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre