Finalmente Gobierno decreta zona de catástrofe a un 70% de la región

0
12

En vista que las precipitaciones al parecer este año no se dejarán sentir en la Región de Coquimbo el Ejecutivo decidió aplicar esta medida que en lo concreto significará que todas las comunas de la Provincia del Limarí, las comunas de La Higuera y Andacollo en el Elqui y las comunas de Salamanca, Illapel y Canela en Choapa como las beneficiadas en este decreto porque «han debido enfrentar una intensa y prolongada sequía, resultando fuertemente afectados los sectores agrícolas, productivo, de ganado, de la pequeña minería, de riego, de energía y otros», se señala en el Decreto N° 865.
El seremi de Agricultura, Juan Francisco García, señaló que en términos prácticos esta medida se traduce en una mayor agilidad en la entrega de recursos, llegada de recursos fresco para palear la sequía y una aceleración en los trámites administrativos, «principalmente es el reconocimiento de que estamos en una situación compleja, principalmente en las zonas de secano, que tenemos que llegar con mayor agilidad a estos sectores».
Respecto al reclamo de los agricultores y algunos parlamentarios sobre la demora en esta declaración el encargado de Agricultura indicó que «acá no se ha demorada nada, estamos con una declaración de emergencia agrícola desde el 6 de enero de este año. Muchos de los presupuestos fueron planeados el año pasado en conocimiento que sería un año complejo producto del fenómeno de La Niña. Acá se fue monitoreando, aún tenemos agua en los embalses, tenemos una agricultura que está saliendo adelante», agregó que «teníamos una fecha límite el 15 de agosto, pero dado que ya no tenemos precipitaciones se ha decidió adelantar la zona de catástrofe».
Respecto a los tiempos en que regirá esta declaración aseveró que «estará vigente hasta que se normalice la situación en los sectores más complicados que tenemos en la región», lo que significa que la población directamente beneficiada son los que se encuentran en las denominadas zonas de secano y que congrega a cerca de 20 mil familias personas.
Sobre el trabajo en el bombardeo de nubes que ha sido criticado por los agricultores del secano y por los parlamentarios de la Concertación quienes lo declararon como «un fracaso», García aseveró que «el fracaso ha sido la pluviometría. Nosotros hemos hecho todo lo que está a nuestro alcance para mejorar la conducción, eficiencia hídrica y estimulación de precipitaciones, pero no hemos tenido los frentes que esperábamos durante el año. Yo no hablaría de fracaso, hablaría de un proyecto a largo plazo que tenemos que mantenerlo trabajando».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre