Incertidumbre entre crianceros de la región por cobro de cabeza de ganado para las veranadas

0
15

actualidad7Con un invierno que fue más abundante en lluvias y nieve, pero que solo ayudaron para mitigar en parte la extrema sequía que afecta a la Cuarta Región y que aún la mantiene en Zona de Catástrofe Hídrica, los crianceros ya están pensando hasta dónde llevarán la gran masa de ganado caprino una vez que se dé inicio a la temporada de las veranadas y que este año permitirá pasar de manera legal hasta la Provincia de San Juan en Argentina.

Ante esta situación los crianceros de Illapel, zona en que se encuentra la mayor cantidad de cabezas de ganado caprino, la incertidumbre es mayor luego que hasta la fecha no se sepa cuánto es lo que tendrán que pagar para llevar sus animales hasta los valles al otro lado de la cordillera.

Domingo Barraza, presidente de la asociación de crianceros de Illapel, sostuvo que la sensación «está muy mal, porque hay partes en la comuna en donde ya no queda forraje, porque donde hubo algo en lo que asoleado ya ha desaparecido. Ya no hay forraje y solo donde hay sombras queda un poco de pasto, nada más», afirmó el criancero.

Agregó que si sigue «el calor como estamos antes del mes vamos a tener forraje y después se va a desaparecer todo», por lo que pidieron acelerar las conversaciones con el Gobierno argentino para determinar el precio por cabeza que se cobrará. Indicó que «estamos viendo el tema de las veranadas en Argentina,  que es un tema muy complicado porque los costos que están cobrando los argentinos son muy altos y a los crianceros no le va a dar para pagar los precios que nos están pidiendo».

En este sentido la seremi de Agricultura, Daniela Norambuena, consultada por esta situación, comentó que en estos momento junto al intendente, Juan Manuel Fuenzalida, y a algunos CORE se están llevando a cabo reuniones con el gobierno de San Juan que ya arrojó las primeras conclusiones respecto al protocolo que se debe adoptar como región y ya se recibió una propuesta de Argentina para permitir una veranada similar a la del año 2001.

Norambuena argumentó que se está gestionando el pago de los peajes, de cómo los crianceros van a firmar el contrato de talaje con los privados, es decir entre los crianceros y el dueño de la propiedad en dónde se establecerá la masa ganadera de nuestro país y el número de animales que nos dejarán ingresar a Argentina, con el objetivo de no perjudicar la flora y fauna de la Provincia de San Juan. Ante la pregunta de cuánto efectivamente deberán pagar los crianceros por el ganado la seremi apuntó que «el precio puede fluctuar, aunque todavía no nos han hecho una propuesta formal de cuánto sería el costo del peaje, entre los US$4 y US$6 por cabeza de ganado, buscando siempre la alternativa de disminuir estos costos».

Norambuena puntualizó que en vista de la extrema y grave sequía que afecta a la Región de Coquimbo actualmente se ha producido una disminución de la masa caprina y según datos de la seremi las cabezas no superarían las 300 como promedio, esto permitiría que por intermedio del INDAP se entregue el bono de veranadas el cual se estaría evaluando «beneficio para que los crianceros puedan hacer frente a los gastos que significan las veranadas».

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre