La Serena y Coquimbo podrían perfilarse como una metrópolis

0
265

Nueva herramienta de planificación territorial define áreas para el desarrollo portuario, inmobiliario y productivo. También busca generar «una normativa asociada a las áreas rurales o intercomunales».

Después de 7 años de haber sido gestado, la Contraloría General de la República aprobó el nuevo Plan Regular Intercomunal de la provincia del Elqui (PRI). La noticia fue dada a conocer por la intendenta Lucía Pinto en compañía de los alcaldes de Coquimbo y La Serena, consejeros regionales y diputados, además de representantes del sector privado.

El instrumento de organización territorial prioriza las zonas de interés económico, la conectividad entre las áreas urbanas y todo lo que engloba la dinámica de un sector y la Región de Coquimbo, ya que se conecta con los PRI de Limarí y Choapa, los cuales ya se encuentran vigentes.

La aprobación por parte de la Contraloría fue calificada como una gran noticia por parte de la intendenta Lucía Pinto, quien comentó que «esto por una parte nos da la certeza de tener un juego con las reglas claras, donde podemos decir que va a ser uno de los más grandes impulsos que va a tener esta región en materia de inversión ya que cuando están las reglas claras tanto personas, como empresas, proyectos e inversiones saben a qué atenerse».

EL PRI donde se pueden construir los distintos proyectos como asentamientos humanos, caminos, hospitales, «y por otra parte, la gran noticia es la descentralización que produce esta aprobación, ya que con este plano que es intercomunal que permite que cada comuna apruebe su propio plan» destacó Pinto.

Los principales polos de crecimiento, a raíz de este instrumento, están en el sector de Pan de Azúcar y el Sauce en Coquimbo, en La Serena asoman el sector de Ceres y Altovalsol, «tenemos varios lugares, pero acá con la certeza de cuales van a ser los usos de suelo, podemos ir desarrollando distintos tipos de proyectos» agregó la intendenta.

Una de las críticas que tenía el PRI al momento de ser aprobado por parte del Consejo Regional era que iba a «facilitarle el camino» a proyectos como Dominga o Cruz Grande, «lo que nos dice es que las ideas se pueden presentar, va a poder haber un desarrollo portuario, obviamente ese crecimiento va de la mano con que cada proyecto que se presente en la región, tiene que cumplir con cada una de las normas y con cada uno de los pasos» explicó Pinto.

Para Roberto Jacob, alcalde de La Serena, lo más importante es que el PRI permitirá desarrollar las ciudades de forma mucho más ordenadas y armónicas, «nosotros que tenemos un plan regulador del 2004, estamos elaborando el nuevo y esto los tiempos los reduce quizás a menos de la mitad porque ya no pasa por Contraloría, lo decidimos en el concejo y tenemos que compatibilizar nuestro plan regulador con el PRI, por lo tanto vamos a poder desarrollar zonas como Altovalsol, Algarrobito, que son productivas pero también se pueden convertir en zonas de asentamientos humanos».

Por su parte, Marcelo Pereira, edil de Coquimbo, ciudad que tiene uno de los planes reguladores más antiguos, específicamente de la década del 90’, explicó que este nuevo PRI permitirá hacer el ordenamiento que corresponde y poder programar una comuna ordenada, «vamos a poder llegar a sectores como Rinconada del Sauce, Panul o Pan de Azúcar y vamos a poder dar no solamente el saneamiento básico, sino que también hacer el crecimiento como corresponde (…) y que la comunidad pueda determinar como es este crecimiento».
«Es muy importante el tema de la metrópolis, como nos empezamos a conectar y funcionar como una sola unidad. El hecho que el PRI haya sido aprobado, genera que el plan comunal lleve un camino más corto para ser aprobado, no tiene que pasar por Contraloría en Santiago sino que lo vamos a ver aquí de forma local» agregó Pereira.

Marcelo Castagneto, presidente de la comisión de Ordenamiento Territorial del Core, destacó la descentralización que otorga el PRI, que entre otras cosas, permite desarrollar las áreas que están alrededor de las ciudades en forma armónica para que las zonas no queden dividas.

«Nos lleva a pensar en un desarrollo más sólido, en los proyectos futuros, en lo que podría pasar en los próximos 10 o 20 años con el desarrollo de los puertos, industrial, agrícola, minero, en fin, va todo cohesionado» puntualizó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre