Desde La Silla descubren el mejor exoplaneta para buscar vida más allá del sistema solar

11Una vez más un observatorio apostado en la Región de Coquimbo es parte de un descubrimiento astronómico de relevancia mundial. Esta vez utilizando el instrumento HARPS instalado en el Observatorio La Silla y otros telescopios del mundo, los astrónomos han descubierto un exoplaneta que orbita alrededor de una estrella enana roja, a 40 años luz de la Tierra, podría hacerse con el título de «mejor lugar para buscar signos de vida más allá del Sistema Solar».
Este mundo es un poco más grande y más masivo que la Tierra y es probable que haya conservado la mayor parte de su atmósfera. Esto, junto con el hecho de que su órbita pasa por delante de su estrella, lo convierte en uno de los objetivos futuros más prometedores para desarrollar estudios atmosféricos. Los resultados aparecen en la edición de ayer en la revista Nature.
La «supertierra» recién descubierta orbita en la zona habitable de una débil estrella enana roja llamada LHS 1140, en la constelación de Cetus (el monstruo marino). Las enanas rojas son mucho más pequeñas y más frías que el Sol y, aunque LHS 1140b está diez veces más cerca de su estrella que la Tierra del Sol, sólo recibe de su estrella alrededor de la mitad de luz que la Tierra y se encuentra en medio de la zona habitable. Desde la Tierra, la órbita se ve casi de canto por lo que, cuando el exoplaneta pasa delante de su estrella cada 25 días bloquea un poco de su luz.
«Es el exoplaneta más interesante que he visto en la última década. Es el objetivo perfecto para llevar a cabo una de las misiones más grandes de la ciencia: buscar evidencias de vida más allá de la Tierra», afirmó el autor principal de este descubrimiento, Jason Dittmann, del Centro de Astrofísica Harvard-Smithsonian (Cambridge, EE.UU.)
Inicialmente, el descubrimiento se hizo con la instalación MEarth, que detectó los primeros indicios: cambios característicos en la luz que se dan cuando el exoplaneta pasa delante de la estrella. Posteriormente, se hizo un seguimiento crucial con el instrumento HARPS de ESO (High Accuracy Radial velocity Planet Searcher, buscador de planetas de alta precisión por el método de velocidad radial), confirmando la presencia de la supertierra. HARPS también ayudó a establecer el periodo orbital y permitió deducir la masa y la densidad del exoplaneta.

LA SILLA

En tanto, Ivo Saviane, encargado de sitio del Observatorio La Silla, ubicado en la Región de Coquimbo, destacó la relevancia que está teniendo dicho centro astronómico para la búsqueda de planeta extrasolares.
«La Silla se ha transformado en un referente a nivel mundial en esta materia, y no sólo a partir de este ultimo descubrimiento sino que de varios otros que se han realizado durante los últimos tiempos. Tenemos dos instrumentos destinados específicamente a estos estudios, uno de ellos es HARPS, que es un buscador de planetas de alta precisión por el método de velocidad radial. Como equipo estamos muy satisfechos por el trabajo que se ha realizado y seguiremos trabajando para tener siempre los mejores instrumentos para los astrónomos de todo el mundo», dijo a LA REGIÓN.

Comparte esta noticia

Google1GoogleRSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *