Aceleran gestiones para re impulsar embalse La Tranca

9bcEl Río Cogotí es uno de los más importantes afluentes de la comuna de Combarbalá, el que durante los años de escasez hídrica perdió varios cultivos, entre ellos uvas, nueces y cítricos, afectando en gran medida a la pequeña agricultura familiar campesina.

De ahí su importancia de contar con una infraestructura de almacenamiento que permita garantizar el agua para el riego. Por ello, la Presidenta Michelle Bachelet, dentro de su plan de 8 nuevos embalses, tiene considerado el proyecto del Embalse La Tranca.

Se trata de un proyecto prioritario para el Gobierno, tal como lo enfatizó el Intendente Claudio Ibáñez, quien se reunió con los regantes y autoridades de la comuna de Combarbalá para informar que se van a acelerar las gestiones para reimpulsar esta iniciativa. Al respecto, la máxima autoridad regional sostuvo que «he pedido acelerar todas las gestiones para reimpulsar y dinamizar los avances. Tenemos varios estudios que detallan la factibilidad del embalse. Así que daremos celeridad y vamos a iniciar todas las acciones necesarias porque es un compromiso presidencial que va a generar más de 4600 nuevos empleos y que permitirán un desarrollo económico y social importante».

El Intendente Ibáñez remarcó el alto interés de la comunidad respecto al proyecto, pues los dirigentes le entregaron cerca de 800 firmas aprobando la ejecución de la obra. Asimismo, destacó que los grandes regantes entregaran 30 derechos de agua para abastecer los sistemas de agua potable rural (APR) de las localidades aledañas, beneficiando a unas 3 mil personas.

«El embalse se ubicaría cercano al sector del pueblo El durazno y no inundará ese sector y eso es algo que está comprobado con los estudios que se han hecho desde el 2000 a la fecha. Hay un compromiso de la Presidenta Bachelet y nosotros estamos confiados en que la obra se va a ejecutar», comentó Walter Cortés, Presidente de la Junta de Vigilancia del Río Cogotí.

Sobre el estado del proyecto, la Seremi de Obras Públicas, Mirtha Meléndez, explicó que «nos encontramos en la etapa de diseño de ingeniería de detalle y, paralelamente, en el estudio de impacto ambiental. Este embalse tendrá una capacidad de 46 millones de metros cúbicos, con un impacto cercano a las 4700 hectáreas con un 85% de seguridad, beneficiando, principalmente, a los pequeños agricultores de Combarbalá».

 

El embalse La Tranca tiene proyectada una inversión de $120 mil millones y es uno de los tres considerados para la región, de acuerdo al plan de Gobierno de la Presidenta Bachelet. Junto a éste, se encuentra el Embalse Valle Hermoso que registra un 40% de avance en su obra física y el Embalse Murallas Viejas que también está en fase de diseño de ingeniería de detalle.

Comparte esta noticia

Google1GoogleRSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *