Municipio de La Serena busca incrementar el copago de los usuarios que reciben agua potable

13El 2017 el gasto municipal por el reparto y distribución de agua potable fue de $523.613.656, de los cuales $110.742.808 fueron rebajados por la recaudación de copago de usuarios, siendo el gasto efectivo de $412 millones. Monto de copago que para este 2018 el municipio busca aumentar a unos $200 millones para disminuir el gasto efectivo a $300 millones.
Durante la jornada de ayer el concejo comunal de La Serena aprobó la licitación del servicio de reparto y distribución de agua potable, el cual se llevará a cabo una vez finalizado un catastro que realizará el municipio para determinar a los usuarios del servicio que actualmente alcanza a 1.491 personas quienes tienen un reparto semanal de 844,157 litros en 85 localidades de La Serena.
Recientemente el concejo comunal habría aprobado una ordenanza municipal para regular la entrega y distribución del suministro, tarea en la que la actual administración se ha concentrado, para lo cual es necesario realizar un proceso de reinscripción de los usuarios, de actualización de la información y de regularización de casos especiales para contar con un catastro oficial, el que según explicó el administrador municipal, Luis Henríquez, estaría listo para finales de marzo de este año.
Dicho catastro determinará los usuarios que realmente cumplen con los requisitos y requieren del suministro. Para ello Luis Henríquez solicitó la contratación directa de la empresa que entrega el suministro desde el 2004, Maquinarias Olmué Limitada, el que concluyó el 31 de diciembre del 2017 y que gracias a la aprobación del concejo, se extendió por seis meses más, de esa forma el municipio contará con el tiempo para realizar el catastro y así tener la información necesaria para la reinscripción de los usuarios.
Esta nueva ordenanza busca regular el servicio de forma de incrementar la retribución de los usuarios que son beneficiarios del reparto de agua potable en sus hogares a través de camiones aljibes, retribución que según los datos entregados por Henríquez ha ido creciendo, lo que significa que más usuarios están pagando por el suministro entregado, y que el objetivo que se persigue es aumentar el monto de copago por parte de los beneficiarios y así disminuir el gasto municipal.
«Hay una tendencia creciente, partimos con una cantidad de usuarios promedio de 185 para el 2014 que pagaban el servicio y alcanzamos a llegar este año a los 326 promedio, por lo tanto la gente efectivamente cada vez paga más, todavía es una cobertura inferior a la cantidad de usuarios que tenemos de 326 a 1.491, pero por lo menos hay un esfuerzo que va creciendo» explicó el administrador municipal.

Comparte esta noticia

Google1GoogleRSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *