Dura respuesta del gobierno de San Juan a Comisión de Túneles del MOP

0
328

«Es desperdiciar con total liviandad un financiamiento en condiciones inigualables»

LA REGIÓN tuvo acceso a los informes técnicos e institucionales elaborados por el gobierno de San Juan, Argentina, en respuesta a los estudios elaborados por la Comisión de Túneles del Ministerio de Obras Públicas (MOP) presentados en la Entidad Binacional Túnel Agua Negra (Ebitan), que sugerían mayores costos y la necesidad de nuevas investigaciones para concretar la mega obra.

Luego de varios años de gestiones e intentos, fue en octubre del 2017 cuando el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) dio el visto bueno para ofrecer un crédito de 1.500 millones de dólares para financiar el proyecto Túnel de Agua Negra. Pero el camino para que se concrete la mega obra no ha sido sencillo.

Cuando llegó Mauricio Macri al gobierno trasandino y Sebastián Piñera asumió como Presidente, el proyecto del Túnel Agua Negra se estancó, situación que se acrecentó cuando el entonces ministro de Obras Públicas, Juan Andrés Fontaine, dio a conocer que faltaban estudios geológicos para su materialización, basado en un informe elaborado por expertos en túneles del Ministerio de Obras Públicas (MOP).

Los resultados del estudio fueron confirmados en la más reciente reunión de la Entidad Binacional Túnel de Agua Negra (Ebitan). Cita en la que, igualmente, pidieron reajustar y actualizar los montos y plazos de la iniciativa que pretende unir a la región de Coquimbo con la Provincia de San Juan.

La respuesta desde San Juan, que ahora mira con mayor optimismo la creación del túnel luego que Alberto Fernández, cercano a Sergio Uñac, llegara al poder, no se tardó en llegar.

Dos informes: Institucional y técnico

LA REGIÓN tuvo acceso a ambas respuestas. La institucional detalla que en el informe enviado por el MOP se ponen en tela de juicio los estudios y proyecto del Túnel de Agua Negra, «como si se tratara de desarrollos técnicos presentados intempestivamente por el lado argentino, cuando, muy por el contrario, este largo camino ha sido recorrido en forma conjunta, y ambas partes han participado en la validación de los resultados obtenidos en cada instancia», señala.

Y una de las conclusiones del lado argentino fue que «más allá de que en el documento enviado en la víspera por la parte Argentina de Ebitan ha quedado en evidencia que los riesgos geológicos siempre fueron tenidos en cuenta por la Entidad Binacional a través de un amplio abanico de acciones, y que esas consideraciones se volcaron en el cálculo de costos del Proyecto, entendemos que los fundamentos institucionales que se exponen también resultan un argumento muy sólido como para que no queden dudas sobre la racionalidad de sostener el actual Proyecto».

«Obrar en sentido contrario, desistiendo del mismo, tendría considerables consecuencias, tales como incumplir con la ley; menospreciar los 40 millones de dólares aportados por la contraparte Argentina en estudios y desarrollos de ingeniería de importante consultoras internacionales; desautorizar el trabajo de revisión de los propios profesionales chilenos del MOP y de las consultoras por ellos mismos contrataron para ese fin; desconocer los acuerdos alcanzados por los consejeros chilenos en el seno del Consejo de Administración de EBITAN; desperdiciar con total liviandad un financiamiento de condiciones inigualables; desacreditar a EBITAN y a sus Estados Parte ante las empresas constructoras del mundo», agrega.

Otra de las respuestas enfatiza en que se desestiman las expectativas de la comunidad científica mundial, además de despreocuparse de los requerimientos de los empresarios productores de Argentina, Chile y Brasil, relegar años de trabajo del Programa Territorial de Integración y despreciar los millones de dólares ya invertidos por los diversos gobiernos en obras anexas al túnel.

«Por todo ello confiamos en que estas reflexiones serán debidamente consideradas por el MOP y consecuentemente por la parte chilena de la Entidad Binacional, en el espacio de análisis y reflexión que razonablemente debe existir previo a adoptar decisiones tan relevantes como esta», concluye el informe institucional.

Por su parte, el informe técnico en relación a los mayores costos que se generarían producto de la supuesta mayor cantidad de obra y tiempos de ejecución, y otros aspectos que el MOP incorpora en esta consideración, que elevarían el presupuesto del túnel de 1.248 millones de dólares a 2.632 millones de dólares, aclara que no es correcto incluirlo, porque es un gasto propio de Chile, que corresponde al camino de acceso y no al túnel propiamente tal.

Ebitan descarta otros pasos alternativos

La respuesta Argentina en relación a la parte del informe del MOP que hace referencia a la necesidad de buscar otras opciones de pasos fronterizos en sustitución del Túnel Agua Negra, enfatiza en que «directamente no ha sido considerada».

«Por cuanto la única y exclusiva materia de Ebitan, en base a lo dispuesto por el Protocolo del Tratado de Maipú, está referida al Túnel del Paso Internacional de Agua Negra, y cualquier otra alternativa excede su alcance y por lo tanto debe ser desestimada de plano», explican.

Hecho que se justifica porque sería necesario invertir en estudios mucho más detallados, no sólo en el túnel central, sino en particular en todos los demás condicionamientos y eventos de riesgo de variada naturaleza que claramente existen a lo largo de los caminos de acceso en ambos países.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre