Quedó ingresado a Evaluación Ambiental segundo proyecto de torres de alta tensión que cruzarían por el valle del Elqui

0
136

Se trata del proyecto eléctrico Nueva Maitencillo-Punta Colorada-Nueva Pan de Azúcar, que ingresa a Evaluación Ambiental, y en caso de ser aprobada, su construcción comenzaría en 2020. Aún no está definida la fecha en que la Comisión de Evaluación Ambiental deberá revisar el proyecto, así como tampoco su trazado definitivo.
Luego de bastantes especulaciones en relación a la fecha, finalmente Eletrans III presentó el Estudio de Impacto Ambiental (EIA) de su línea eléctrica Nueva Maitencillo-Punta Colorada-Nueva Pan de Azúcar ante el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA).
El proyecto contempla un recorrido de 201 kilómetros, 496 torres de alta tensión, de las que más de 250 se ubicarán en la zona y unirán la subestación de Atacama con las de Coquimbo. La inversión será de US$ 89,1 millones y su vida útil está catalogada como indefinida.
La iniciativa, que unirá la subestación Nueva Maitencillo en la Región de Atacama con Pan de Azúcar en Coquimbo, a pesar de estar recién ingresada a evaluación ambiental, ya tiene la oposición de algunos vecinos de las localidades en donde supuestamente se instalarán las torres de alta tensión, debido a que estas ocasionarían problemas de salud.

El Estudio de Impacto Ambiental, presentado el 14 de enero en SEA, detalla que «el trazado tiene una longitud de 201,45 km y 496 estructuras, atraviesa las comunas de Freirina y Vallenar, ambas de la Provincia del Huasco en la Región de Atacama, y las comunas de La Higuera, La Serena y Coquimbo, pertenecientes a la Provincia de Elqui en la Región de Coquimbo. Para efectos del diseño y del desarrollo de la ingeniería, el trazado se ha dividido en dos tramos: el primero (Tramo I) abarca las obras entre las subestaciones Nueva Maitencillo y Punta Colorada, emplazadas en las comunas de Freirina y Vallenar, en la Región de Atacama, y una pequeña sección en la comuna de La Higuera, en la Región de Coquimbo; mientras que el segundo (Tramo II), considera las obras entre las subestaciones Punta Colorada y Nueva Pan de Azúcar, emplazadas en las comunas de La Higuera, La Serena y Coquimbo, de la Región de Coquimbo».

Características

En cuanto a sus especificaciones, la línea eléctrica tendrá más de 200 kilómetros de extensión, una inversión de 89,1 millones de dólares, y sus 496 torres de alta tensión se dividirán en 239 en el Tramo I (entre Nueva Maitencillo y Punta Colorada) y 257 en el II (desde Punta Colorada hasta Nueva Pan de Azúcar), además, su vida útil se estima indefinida. «La superficie asociada a las obras permanentes del proyecto corresponde aproximadamente a 320,46 ha, la cual considera el área de emplazamiento de las 239 estructuras del Tramo I y las 257 del Tramo II, y las obras de ampliación de las subestaciones existentes (Nueva Maitencillo, Punta Colorada y Nueva Pan de Azúcar)».

«Se construirán nuevos caminos para el acceso a las estructuras y se efectuará el mejoramiento y mantención de los caminos ya existentes. Cabe señalar que las obras de ampliación de las subestaciones Nueva Maitencillo y Nueva Pan de Azúcar, si bien son permanentes, se realizarán al interior de las subestaciones existentes, por lo que no implican nuevas superficies de intervención del proyecto», agrega el estudio.

En tanto, el inicio de las obras se planea para el 31 de enero de 2020. «El Cronograma del Proyecto muestra que para la fase de construcción se estima una duración de 15 meses, culminando con el inicio de las pruebas y puesta en marcha. Se considera que el proyecto tiene una vida útil indefinida, en tanto, durante la fase de operación, se realizará un mantenimiento continuo de las obras, por lo que no se considera una fase de cierre; sin embargo, en el caso se producirse el abandono del proyecto, esta fase tendrá una duración estimada de 12 meses», finaliza la presentación.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre