18 médicos de urgencias habrían renunciado al terminar plazo en conflicto con Servicio de Salud

0
8

8Este domingo 20 de diciembre se cumple el plazo impuesto por los médicos de las unidades de urgencia de los hospitales de La Serena, Coquimbo y Ovalle, quienes a principios del mes lanzaron un ultimátum al Servicio de Salud Coquimbo, conminándolo a dar cumplimiento cabal a un acuerdo formal para mejorar las condiciones de trabajo, alcanzado en septiembre, so pena de renunciar masivamente. Finalmente, 18 facultativos anunciaron su dimisión, abriendo así un complicado panorama en los tres principales centros asistenciales de la región.
Según el presidente del Colegio Médico Regional, Jaime Bastidas, en el Hospital de Ovalle 13 de sus 14 médicos de urgencia decidieron abandonar, mientras que en su similar de La Serena otros cinco tomaron la misma determinación. Todo esto luego de que el viernes recién pasado, tras días de intensas conversaciones sostenidas entre los profesionales de urgencias hospitalarias, el gremio médico y el Servicio de Salud, se sometiera a revisión el nivel de avance en el cumplimiento del acuerdo, incluyendo una serie de medidas adoptadas en las últimas semanas para evitar que se concretara una crisis. Los galenos del Hospital de Coquimbo se declararon satisfechos, por lo que ninguno de ellos dejaría sus cargos, pero en los otros dos establecimientos la historia fue distinta, con grupos que mantuvieron una posición crítica.
“La verdad es que, por un lado, había grupos que estaban en una posición sumamente extrema, y por otro, en el Servicio de Salud hubo dejación respecto del tema. Nosotros, como Colegio Médico, encontramos que hubo un avance importante, suponíamos que los médicos iban a aceptarlo e íbamos a seguir trabajando, pero hubo un grupo que no flexibilizó en nada su postura y renunciaron. Como mediadores en esta instancia, escapa de nuestro alcance”, afirmó el dirigente.
Bastidas recordó que el acuerdo fue firmado el 4 de septiembre, pero su ejecución demoró mucho. “Uno reconoce que entre medio hubo un terremoto, hubo que apagar incendios en otros lados, pero hubo meses en que los colegas no vieron soluciones, o muy escasas”, indicó.
Sin embargo, fustigó la intransigencia de algunos de sus colegas, particularmente al no admitir que algunos puntos del acuerdo pudieran cumplirse en un plazo más largo que el original. “Esta postura tan radical, como del grupo de Ovalle, la verdad es incompresible. En toda negociación uno sabe que tiene que flexibilizar. Hay algunos puntos que se concretaron, otros que por distintas razones se iban a terminar de formalizar durante enero y febrero, y eso los médicos de Ovalle y los que renunciaron en La Serena no lo aceptaron y querían que se concretara ahora”.Por su parte, el director del Servicio de Salud, Ernesto Jorquera, señaló que hasta el viernes no se había formalizado ninguna renuncia y que, de confirmarse las 18 anunciadas, deberán ratificarse individualmente. “Yo espero, por el bien de todos, de los usuarios principalmente, que algunas renuncias no sean reales”, expresó.

Además, informó que el martes habrá una nueva reunión para verificar avances en el cumplimiento del acuerdo. “Yo entiendo, y así me lo han hecho saber, que las medidas centrales de este acuerdo están avanzando y otras se van a cumplir un poco más adelante”, manifestó, agregando que “estamos buscando todas las medidas para contener esto”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre