Concejo municipal caduca patente de alcohol a tres locales por inseguridad

0
194

Por votación unánime, el concejo municipal de Coquimbo, que sesionó ayer, caduco las patentes de alcoholes de los locales de diversión nocturna del perímetro central de la ciudad “Manhattan”, “Privilege” y “Negrito Ecuatoriano”, aduciendo que generar inseguridad a los vecinos de los sectores aledaños y a los comercios, argumento basado en cartas de juntas vecinales que dan cuenta de riñas y hechos delictuales, y en informes de Carabineros que avalan dichos antecedentes.

El concejal Mario Burlé, presidente de la comisión de seguridad del Concejo, manifestó que tal y como ocurrió en el 2017, cuando no fueron renovadas cinco patentes de alcohol del perímetro céntrico por razones de seguridad, en el caso actual también fue escuchada la “voz” de los pobladores, que aducen ser perjudicados en el diario vivir por los hechos delictuales generados por el funcionamiento de los locales en cuestión.

“Acá ninguna decisión se toma al azar, y para tomar esta determinación tomamos las opiniones de las Juntas de vecinos, de Carabineros, de la PDI, y de Inspección Municipal, y claro, no es fácil cerrar un comercio que da sustento a personas que trabajan en él, pero para trabajar en este tipo de locales hay que ser responsables y cumplir mucho más allá de la ley y no es posible que estos comercios generen ruidos molestos, que generan peleas, que molesten a los vecinos, y como autoridad hay que tener la valentía para asumir y resolver esto, porque cuando asumí mi idea era limpiar Coquimbo, para que sea una comuna en la que se puede caminar con completa seguridad por sus calles”.

En esa misma línea, la autoridad explicó que los establecimientos con patente de alcohol deben ser objeto de revisiones cada seis meses, como dicta la ley para la renovación, se debe comprobar que su buen desempeño es constante, “las patentes deben ser renovadas cada seis meses, pero ahora los concejales nos estamos reuniendo en comisión especialmente para eso, pues esto no significa que no realicemos durante el tiempo en el que esté vigente la patente las fiscalizaciones al funcionamiento de este tipo de comercios con Carabineros, para eso nos estamos coordinando, para revisar esos locales en los diversos barrios”.

Otros de los argumentos que fueron tomados en cuesta para tomar la decisión de revocación, según el concejal Alejandro Campusano, quien presidió la sesión, fueron las infracciones que ocurrían al interior de los comercios cuestionados, “con esto estamos dando una señal que Coquimbo tiene que ser más seguro, más turístico, apoyando a los emprendedores y empresas que quieren hacer bien las cosas. En los tres casos que vimos se cometían anomalías, generando una sensación de inseguridad tremenda, por eso, esto es una señal para todos los comerciantes que expenden alcohol, para que haga bien las cosas, ese es el llamado, ya que la idea no es cerrar todos los locales del rubro, sino que llamamos a sus dueños para que laboren bien, con todos los permisos de la Dirección de Obras Municipales, que mantengan guardias, que mantengan limpio su frontis, y que no acepten ni expendan más alcohol a personas que ya están en situación de ebriedad”.

Otra de la patentes que fue revisada fue el de de una botillería de Tierras Blancas, que contó con cuatro votos de aprobación y cuatro de rechazo por parte del concejo, por lo que la votación será repetida en el próxima sesión del cuerpo colegiado.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre