Darío Molina: «Creo que el diputado Gahona ha sido tremendamente influyente en esto»

0
357

Ex gobernador de Limarí,
con su campaña para
gobernador regional como
independiente en veremos,
entregó su opinión respecto a lo
ocurre en el Gobierno Regional
y el presunto fraude al fisco
que incluso llevó a la
intendenta a renunciar.

Darío Molina hoy es independiente. Antes fue UDI. Renunció porque el partido se negó a realizar primarias internas, a su juicio evidenciando «una actitud cerrada para las personas que pensaban distinto, entonces tenía que salir», cuenta el también ex gobernador de Limarí.

Hoy, desde otra vereda, reconoce que «no me equivoqué en hacerlo», entendiendo la compleja situación que vive el partido con la renuncia de la intendenta Lucía Pinto y la investigación de una fiscal regional por presunto fraude al fisco al interior del Gobierno Regional.

Con la pandemia, además, la región se encuentra en un periodo complejo, «tal como le ha tocado enfrentar a la intendenta con situaciones delicadas y en todo orden de cosa…»,
pero sin embargo, asegura que «hay que analizar las decisiones que se fueron tomando y de alguna manera acá ha habido una forma de gobernar que ha sido bastante poco compartida con Chile Vamos. Acá ha existido un encapsulamiento de un grupo pequeño de la UDI para poder gobernar la región, y no cabe duda de que eso ha echado a perder el sistema. Creo que el diputado Sergio Gahona ha sido tremendamente influyente en
esto y de alguna manera ha estado atrás del GORE».

No obstante, advierte que «no tenemos todos los antecedentes de cómo se fueron adoptando estas determinaciones, pero en la investigación seguramente se podrán conocer.
No obstante, el estilo de gobierno es el que conocemos, y lo comentan todas las personas que han estado cercano a lo que ha sido el manejo de la intendencia en todo orden de cosas.

No tengo los antecedentes para decir que efectivamente aquí hubo participación de él (Gahona), pero me imagino que ha estado siempre cercano a lo que fue el gobierno de la intendenta. En lo humano, Molina dice solidarizar con Lucía Pinto, hoy enfocada en su
defensa.

«La conozco y le tengo mucho cariño, pero eso no quita que uno no encuentre grave lo que
pasó y tendrá que explicar esta situación. Pero no se entiende a primera vista que siendo rechazado en cuatro oportunidades el procedimiento que se utilizó para la compra de este
terreno por la Contraloría, con informes donde se establecían cosas que no se consideraban correctas, se haga igual. Creo que hizo lo correcto en dar un paso al costado para no contaminar al gobierno, y ahora deberá explicar esto a nivel administrativo, tanto en el sumario interno como en el caso de que la Fiscalía determine finalmente continuar y perseverar en la investigación penal». Respecto a un sesgo político que podría tener
Contraloría con la UDI, como han dejado de manifiesto algunos personeros del gremialismo, señaló que «es evidente que ante una compra de 9.800 millones
de pesos, que es un alto porcentaje de todo el presupuesto que tiene la región, que es de 69 mil millones, por lo que estamos hablando sobre el 10% en una compra, no se podía hacer a trato directo sin tener la aprobación de Contraloría.

Creo que el resguardo de los recursos públicos es una función elemental y de una autoridad regional, así que existiendo ese rechazo con fundamentos en cuatro oportunidades, me parece que no se podía realizar la compra directa y no veo en este caso particular ningún sesgo político».

No ayuda en nada

El próximo año son las elecciones, y para Molina toda esta situación que está pasando no ayuda en nada a Chile Vamos.

«Tengo la impresión de que esto le hace muy mal a Chile Vamos y evidentemente habla de una situación delicada y de las posibilidades de la coalición respecto a los procesos electorales que vienen. Todo esto que ha pasado es muy malo para el sector y
obviamente nos perjudica, porque pone una sombre de dudas en el accionar del gobierno y eso es malo».

Fue el año pasado cuando la imposibilidad de hacer primarias en la UDI, pese a su insistencia, lo llevó a renunciar a su militancia. Su deseo es luchar como independiente para ser el gobernador regional. Pero, todo ha cambiado…
«La pandemia me ha retrasado absolutamente, pues estaba en campaña juntando las firmas, que son ante notario, y con todo esto no he podido realizar el esfuerzo que quería, además que tampoco estaba el ánimo de la gente ante la preocupación de lo que está pasando. Tampoco ha existido el mismo espíritu y ánimo del Servicio Electoral y el Congreso en modificar la norma para que los independientes pudieran obtener la firma vía digital, como lo están haciendo los partidos políticos que están en Constitución, a quienes se les permitió que en vez de firmar ante notario podían hacerlo con la clave
única, así que existe un desequilibrio enorme ante los independientes y eso es lamentable»

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre