Director del hospital de Coquimbo: «Estamos trabajando para evitar que sigan en aumento los contagios» (207)

0
127

Germán López reconoce que
existe una preocupación por
los casos de PCR positivos al
interior del recinto, y por eso
hay una investigación paralela
del hospital de Coquimbo, del
Servicio de Salud y también
de la Seremía. ¿Algún plazo?
«No debería pasar más allá
de una semana más, donde
tendría que estar el informe
de las tres instituciones».

En el hospital San Pablo de Coquimbo saben de la preocupación que existe por el brote de contagios, y por eso, advierte su director Germán López, «nos estamos encargando de la situación, porque el brote que tenemos en el hospital entero en cuanto al número de funcionarios, cual más, cual menos, es importante».

Esto, porque el recinto médico pasó de tener seis funcionarios de la salud con coronavirus durante los primeros días de agosto, a 207 este miércoles dos de septiembre. Es
que pese a su mejoría, pues bajó en comparación al día anterior, que eran 213, el número sigue siendo desalentador y preocupa.

Es por eso que en la actualidad se encuentran «servicios clínicos con personal muy limitado, y a algunos servicios clínicos se les ha bloqueado algunas camas para dar
respuesta con la gente que está y esté de acuerdo al ordenamiento desde el ministerio al número de camas por funcionarios, dependiendo de la especialidad que corresponde».

Ahora bien. Y tal como lo precisó el subsecretario de Redes Asistenciales, Arturo Zúñiga, si la comparación es a nivel nacional, los números siguen siendo bajos.
Claro, porque argumentó el profesional que «el registro que aparece en todos los hospitales de alta complejidad señala que la tasa de funcionarios contagiados a nivel nacional va en un 6% y nosotros en la región estamos en un 3%, y efectivamente el hospital de Coquimbo hoy se encuentra entre un 4 y un 5% de acuerdo al número de funcionarios totales que tenemos. Estamos dentro de lo esperado, aunque sabemos que es preocupante ese gran número y debemos trabajar para que ese número no siga aumentando y empiece a disminuir».

Tres investigaciones

Reconoce el director que los planes que se hicieron y se diseñaron
fueron siempre en función de proteger la salud «de nuestros funcionarios y dar respuesta a todo lo que son las prioridades de salud y situaciones impostergables de nuestros beneficiarios. Ese es nuestro rol principal como institución y a eso nos hemos dedicado y hemos enfocado todos nuestros esfuerzos, además de que se han diseñado estrategias y
acciones desde prácticamente fines del mes de febrero de este año».

En cuanto a las personas contagiadas y otras en cuarentena, aclara el director que, por ejemplo, este martes 1 de septiembre los PCR positivos fueron 213, además de los segregados que son 26, por lo tanto tenemos 239 funcionarios que están fuera de la institución por problemas de salud covid. Después de eso tenemos la gente que está segregada desde marzo, antes de que comenzara la pandemia, que son los llamados crónicos, y que son 103, y después tenemos un número importante de funcionarios que tienen licencias médicas por otra condición de salud que no es covid, y ese número relativamente siempre es el mismo y son 135 funcionarios. Mientras que este 2 de septiembre son PCR positivos 207, segregados 26, y se mantienen los crónicos y las licencias médicas.

Entonces creo que existe un problema de interpretación de la información e imagino que están sumando los PCR más los segregados, y los están mencionando como segregados también, ya que es una información que se entrega todos los días a ellos…».

No obstante, reconoce que «estamos trabajando para evitar que sigan en aumento los contagios e implementando una serie de estrategias adicionales a las que ya estaban planificadas y diseñadas desde marzo, y se entregó un documento desde la
dirección a todos los servicios y a todas las agrupaciones gremiales que participan dentro del hospital, que es una información completa y detallada».

Existen tres investigaciones en forma paralela del hospital de Coquimbo, de su departamento de calidad, del Servicio de Salud y también de la Seremía.

¿Algún plazo?

«No debería pasar más allá de una semana más, donde tendría que estar el informe de las tres instituciones». En cuanto a alguna responsabilidad de su parte, manifestó que «un
principio básico es que todo funcionarios público, si tiene conocimiento de algún posible delito que se esté cometiendo, el deber de ellos es entregar la información a la fiscalía para
que estos determinen si es que hay o no delito, así que si ellos tiene información lo primero que deben hacer es hacerla llegar para que se investigue».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre