EL 31 DE JULIO ES LA FECHA TENTATIVA PARA EL REGRESO DEL FÚTBOL EN CHILE

0
112

La Comisión Retorno que encabeza el doctor Fernando Yáñez proyecta volver a competir el fin de semana del 31 de julio en nuestro país. Sin embargo, todo depende de cuando se levante la cuarentena en la Región Metropolitana, ya que todos los equipos tendrán un mínimo de tres semanas o un mes para ponerse a punto antes de jugar su primer partido. Huachipato fue el primer elenco en reiniciar los entrenamientos y en los próximos días podrían unirse otros elencos de regiones, entre ellos Coquimbo Unido y Deportes La Serena.

Si bien las cifras que entrega el Minsal cada mañana por televisión respecto a como se desarrolla la pandemia del coronavirus en nuestro país no son muy alentadoras, el fútbol se encuentra tirando líneas para volver a la cancha.

El martes por la tarde, de forma virtual, se sostuvo una nueva reunión entre los integrantes de los clubes y quienes encabezan la Comisión Retorno, con el fin de ir afinando los últimos puntos del protocolo en el que se ha trabajado con el fin de retomar la actividad, ojalá lo más pronto posible.

Tras esa reunión, quien lidera el equipo médico, el doctor Fernando Yáñez señaló que «hoy nos parecería muy positivo, muy deseable y es nuestra intención intentar volver a competir el 31 de julio, un viernes, el primer fin de semana de agosto. De ahí hacia atrás habrá un tiempo suficiente para que todos puedan volver a entrenar, con todos los protocolos».

El facultativo detalló que «coordinamos con más de 50 profesionales de la salud una serie de protocolos para la vuelta a los entrenamientos y a la competencia. Estamos desarrollando videos educativos para que los jugadores los tengan antes de volver a las prácticas. El protocolo es completo, hemos tomado ejemplos de todo el mundo y seguramente, lo iremos perfeccionando».

Aquel protocolo cuenta con diferentes fases. La primera apunta una serie de medidas para volver a entrenar, las que ya lleva a cabo Huachipato, el primer equipo en retornar a los entrenamientos este lunes y quien continúo en cancha tras unas pequeñas recomendaciones de la autoridad sanitaria del Bío Bío.

En grupos de siete jugadores y con todas las medidas sanitarias consideradas pertinentes en este contexto de pandemia, el cuadro del acero retomó sus trabajos en el estadio CAP y varios clubes quieren seguir su ejemplo, sobre todo en regiones donde la pandemia no ha golpeado tan fuerte como en la Región Metropolitana, Valparaíso y Tarapacá.

REALIDAD LOCAL

Si bien en la región los contagios continúan dándose de forma sistemática, no se encuentra en cuarentena como en la capital y aquello permitiría que tanto Coquimbo Unido como Deportes La Serena pudiesen seguir el ejemplo de Huachipato, para empezar los entrenamientos.

Ambas instituciones cuentan con instalaciones para desarrollar de buena forma el protocolo enviado por la ANFP. Los granates tiene a disposición los recintos municipales como Los Llanos y Estadio La Portada, mientras que los piratas tienen el complejo Las Rosas.

De todas formas, los equipos locales han manifestado su intención de ir de la mano con las autoridades de salud, haciendo las consultas pertinentes y contando con su venia para llevar a cabo el trabajo, a diferencia de lo sucedido con el conjunto de la usina en el sur.

Si bien nadie quiere confirmar una fecha tentativa, mediados del mes de junio sería la opción que se manejaría en la zona.

TRASLADOS Y
CONCENTRACIONES

Todo tendrá que variar para que regrese el fútbol en tiempos de pandemia. Tal como ocurre en Europa no habrá hinchas en los estadios y tampoco podrán ir a los hoteles por autógrafos de sus ídolos.

Precisamente, en relación a ese protocolo, Yáñez indicó que «vamos a proponer que los equipos locales no se concentren, pero visitante debe viajar, por lo que habrá hoteles seleccionados en cada ciudad, con todos los protocolos: los jugadores no pasarán por recepción, se les entregarán las llaves de la pieza en el bus. Quizás llegarán en dos buses para mantener el distanciamiento social, los ascensos tendrán una señalización especial, las habitaciones estarán en pisos aislados, la alimentación entregada de una manera especial».

En los estadios y en los entrenamientos también se tomarán medidas especiales. «Hemos planteado tres anillos de seguridad sanitarios, para la cancha, los espacios de circulación y lugares de aislamiento ante un potencial caso. Se propone que la ropa esté sellada en el canasto para cada jugador y que los titulares se vistan en un camarín y los suplentes en otro. Habrá controles de temperatura antes de competir, test para detectar a los asintomáticos, sabiendo que se volverá sin público, quizás hasta que se dé con una vacuna».

Por último, Yáñez reveló cual será la estrategia en caso que un jugador se contagie. «Se propone hacer test rápidos a los jugadores el día previo a la competencia. Ya no vamos a esperar a que los jugadores lleguen al camarín a decirnos que están con síntomas. Previo al entrenamiento, 48 horas antes, tendrán reuniones de telemedicina para informar lo que sienten y vive su entorno. Al día siguiente todos los clubes irán por grupos a hacerse un test inmunológico, con minutos de desfase para que ningún jugador se tope con otro. Quien salga positivo, será aislado, junto a su familia».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre