En Educación cumplieron 13 días en paro por despido de 11 trabajadores

0
177

En la jornada de ayer los dirigentes le hicieron entrega de una carta a la intendenta para que pueda resolver el problema y, por la tarde, sostuvieron una reunión con el nuevo seremi, «pero todo quedó en nada», señalaron.

Tres semanas en paro por once despidos en la Región de Coquimbo -240 en el país-, y todavía desde la Seremía de Educación no tienen una respuesta clara.

Respuesta que prontamente esperan tener de mano del nuevo seremi de Educación, Claudio Oyarzún, quien ya el viernes tuvo una reunión con los dirigentes, «donde les presentamos todos los casos y las razones por la que deberían quedarse nuestros trabajadores despedidos y quedó en que hoy (ayer) nos iba a entregar una propuesta», dijo Luz Cabrera Gallardo, presidenta de ANDIME Coquimbo.

Propuesta que, tras la reunión de ayer, lamentablemente quedó en nada. Esto, porque «el seremi nos señaló que debíamos esperar la respuesta desde el nivel central en Santiago, así que no llegamos a ningún buen puerto. Esperamos que sea una respuesta positiva y que ojalá se puedan reintegrar a todos los trabajadores despedidos, pero eso es relativo», manifestó.

Sin embargo, aclara Gallardo que «eso de esperar la respuesta nos tiene en ascuas, dado que siempre nos dan una fecha, pero después nos piden más tiempo y todo queda en nada, así que el paro continúa hasta que no tengamos una solución positiva a nuestras demandas».

Los dirigentes están molestos por la forma en que fueron despedidos, ya que según cuenta Gallardo, no existen motivos de peso que pudieron causar el cese de contrato, por lo que exigen la reincorporación de sus colegas.

«Nosotros estamos peleando, primero, porque el derecho del trabajo es un derecho humano y segundo, porque los argumentos que se usaron para despedir a las personas son falsos, puesto que se han inventado ejercicios de profesiones que no existen y el ejercicio legal de la profesión de algunos colegas. También fueron sancionados por decisiones que tomaron los jefes, donde en algunos casos se han autorizado permisos y después los niegan. Por otro lado existe una serie de elementos que hemos demostrado tanto a la intendenta como a los cuatro últimos seremis que hemos tenido en el servicio, diciéndoles que son falsos y con argumentos sólidos, con bases legales y que todos estos despidos no tienen nada que ver con la circular 21 del Ministerio de Hacienda, que señala en qué condiciones no se iban a renovar los contratos».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre