Escuelas de conductores, otro de los grandes beneficiados con el desarrollo de la minería

0
21

ACTUALIDAD9La minería es el motor de la economía nacional y también regional, con un 16% del PIB regional y que es una fuente permanente de empleo para miles de personas. Las exportaciones regionales durante el año 2011 alcanzaron casi los 5 mil millones de dólares, de los cuales el 90%, proviene de la minería regional y cerca de 40 mil son empleados directamente por este rubro y existen otras 10.000 personas empleadas no declaradas en la pequeña minería.

Pero en el actual panorama económico de una disminución de los proyectos los despidos o no más contrataciones ya se iniciaron.

Sin embargo, ante este escenario no todos están tristes y, por el contrario, sacan cuentas alegres y números en azules. Las Escuelas de Conducir ven aumentados sus inscripciones en cerca de un 15% respecto a un mes normal producto del actual contexto económico-minero.

María Pía Romero, propietaria de una de estas escuelas, señaló que es un buen mercado que está en permanente auge ya que la gente con el tema actual de la minería necesita especializarse con las licencias B, A2 y A4. «Estamos viendo la cara buena de lo que ocurre en los yacimientos mineros».

El rubro de los cursos de conducir aumentó cerca de un 15%, entre el año 2011-2012 producto de la necesidad de la gente de capacitarse para encontrar un mejor empleo, «por ejemplo en la clase B una persona que está postulando a un empleo le van a pedir licencia de conducir para un mejor desempeño y les pagan un poco más y en cuanto a las licencias profesionales para trabajar en la minería o ser independientes y trabajar un taxi».

El promedio de edad está entre los 18 a 35 años para la licencia clase B y son las mujeres son las que más ingresan a esta opción en un 60% respecto de los hombres.

En tanto que la situación cambia cuando se habla de las licencias profesionales tipo A, en la cual son los hombres los que predominan en casi un 90%.

La escuela Emerson Fittipaldi, con casi 20 años en el rubro, tiene  personas mayores que quieren jubilar de la minería en busca de manejar taxis o minibuses, por eso recurren a la especialización de la licencia A, en tanto que la licencia B es para quienes tienen su primer automóvil o por trabajo.

Sobre la obligatoriedad de realizar el curso para optar a una licencia de conducir agregó que actualmente no es exigible, «hay municipalidades que lo hacen mediante una ordenanza, pero en La Serena no es el caso, solo en curso de clase B es exigible para las personas menores de 18 años, en cuanto a los cursos profesionales es exigible que debe haber pasado por una instrucción básica de al menos 150 horas».

Cuando cae el empleo en la minería, los mimos trabajadores vienen a capacitarse para optar a perfeccionarse para optar a un mejor empleo, así postulan a otros cargos  como manejos de camiones de alto tonelaje o camiones de extracción en la minería.

El crecimiento se ha notado y suma un 15% más de lo habitual y aclaró que si normalmente hay 17 alumnos por curso se pueden ahora tener 25 y los cursos se cierran».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre