Oficiales y equipos aéreos una muestra de la modernización de Carabineros

0
16

actualidad_4Dentro de las delegaciones de Carabineros que participaron el viernes en el desfile cívico – militar en conmemoración de su 86° aniversario estuvo la unidad de vuelo, oficiales a cargo de conducir helicópteros y aviones que llamaron la atención del público presente. Uno de ellos fue Cristian Ortiz, Capitán y piloto de helicóptero, quien se especializó en el manejo de aeronaves.

La unidad está presente a lo largo de país, con helicópteros en Iquique,  La Serena, Santiago, Concepción, Temuco, Puerto Montt, Punta Arenas y Coyhaique; aunque a largo plazo la institución apostaría por mantener una sección aérea en cada región, evaluando proyectos y presupuestos para la compra de aeronaves.

En La Serena hay dos pilotos de helicóptero y uno de avión, con dependencias en el aeropuerto de La Florida, quienes conversaron con LA REGIÓN. Estas delegaciones aéreas están destinadas a la prevención de la comunidad, dejando a las FF.AA su rol de intermediación en conflictos bélicos. Los oficiales postulan a pilotos durante su formación, cumpliendo con requisitos como buen comportamiento, para posteriormente especializarse a través de un curso teórico que dura un año y el práctico que exige 400 horas de vuelo en nivel básico.

El Capitán Cristian Ortiz comentó «nos piden volar en nubosidad visible, sin ver los objetos cercanos. Tras las horas de vuelo exigidas, el piloto accede al mando de la nave, siendo responsable de operaciones como patrullaje policial u observación de rutas congestionadas». El aporte de la unidad se mantiene en el tiempo, cooperando  con el terremoto que afectó al sur del país  en febrero del 2010.

«Sobrevolamos Santiago a los 10 minutos de ocurrido el hecho, mientras que una hora después fue enviado un helicóptero a Concepción y Talca, última ciudad que no dispone de esta nave de vuelo», agregando que la misión correspondía en entregar alimentos a las personas que estaban aisladas. En la comuna existen dos aeronaves que son un helicóptero B205 Eurocopter y un avión Cessna Centurión 210, los cuales permiten también «la preparación a pilotos de la PDI estos dos últimos años».

Otras funciones de los oficiales son el traslado médico de pacientes con riesgo vital hacia distintas ciudades y el rescate de personas perdidas en la Cordillera, lugares de difícil acceso a través de vehículos terrestres. Incluso han participado en la búsqueda del turista argentino desaparecido en Cochiguaz, Marco Roldán y el rescate de un arriero en Cuncumén, trasladándolo desde 3 mil metros de altura al Hospital San Pablo de Coquimbo.

«Acudimos generalmente con el GOPE.  Acceder a Cuncumén la gente se demora siete horas en caballo, en cambio en 25 minutos llegamos al lugar, dejándolo en el recinto médico en una hora», señaló Ortiz. Por último, invitó a los interesados en esta rama a conocer su trabajo,  «que nos visiten, en especial a niños de colegios y jardines infantiles que disfrutan con la labor que desarrollamos en la institución».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre