Audiencia de formalización en el caso de Héctor ayudará a esclarecer cabos sueltos: ¿Cómo es que el auto estaba cerca del peaje Tongoy y el cuerpo en El Panul?

0
502

El Juzgado de Garantía de Coquimbo amplió la detención para este jueves a las 11:30 de la mañana, de dos imputados de 17 años, identificados con las iniciales D.A.R.B. y M.E.V.A.C., por el homicidio del conductor de aplicación Héctor Saavedra Díaz (46), que fue encontrado muerto el lunes pasado en las cercanías de la bencinera Copec de El Panul. Los menores fueron vinculados al crimen, ya que los colegas de la víctima, que impulsaron una notable búsqueda, los habrían identificado deambulando junto a otras dos menores de género femenino por la Ruta 5. El grupo sospechoso se habría separado en una presunta escapada por la carretera, siendo solo los hombres alcanzados por una turba de choferes que los retuvieron hasta la llegada de carabineros.

HOMENAJES

Las muestras de cariño de una comunidad dolida aún se sienten por las calles de Coquimbo. Anoche, una caravana por varias avenidas con la consigna «Justicia para Héctor» se multiplicaba al pasar. En la Iglesia Santa Teresita de Los Andes, de calle Balmaceda, lo velaron en la presencia de su pareja y sus dos hijos. Además de amigos que llegaron de su natal Tocopilla y que llenaron de coronas de flores a su querido «Araña», como le decían en su infancia en el norte. Juntas de vecinos y el colegio de sus niños en La Serena también se hicieron presentes.

Los fotógrafos de la institución que lideró en los últimos cinco años, Cofel, llegaron a disparar los últimos flashes en conmemoración de su fundador. Lo mismo hizo un grupo de motoqueros, quienes pusieron sus cascos alrededor de una foto del fallecido. Y es que este padre de familia, asesinado mientras trabajaba de Uber, era amante del mundo tuerca.

Al terminar el responso, unos 100 autos que venían de la velatón en Nueva Hacienda, barrio donde vivía la víctima, protagonizaron quizás el momento más especial de la noche, con bocinazos que estremecieron a todos los asistentes.

RECABAR MÁS
ANTECEDENTES

La decisión que optó el Juzgado de Garantía de Coquimbo de determinar la ampliación de la detención de los adolescentes imputados por el Ministerio Público, hace referencia al poco tiempo que ha tenido la Brigada de Homicidios de La Serena para indagar el crimen. Solo el domingo por la tarde la PDI pudo instalarse de lleno en el caso, cuando todavía la búsqueda corría por parte de los mismos colegas de aplicación.

Por ende, existen cabos sueltos en el caso que tendrían que empezar a esclarecerse a partir de este miércoles, cuando arranque la audiencia de formalización.

Cabe mencionar la petición que realizaron los abogados defensores en la audiencia pasada, quienes plantearon una detención ilegal de sus representados debido a la golpiza que recibieron los imputados al momento de ser capturados por los conductores. En todo este lapso de tiempo los acusados permanecieron detenidos en el Centro de Internación Provisoria del Sename en La Serena.

DUDAS…

Falta revisar en detalle las cámaras de seguridad de la carretera para verificar si efectivamente los imputados tienen injerencia en el homicidio y la aparente presencia de otras adolescentes que estaban en el sitio donde fueron descubiertos los detenidos.
Y es que los conductores de aplicación aseguran que esa tarde vieron a dos muchachas que emprendían extrañamente una caminata por la ruta. Sin embargo, solo se habrían enfocado en los hombres, a quienes redujeron a golpes a la espera que arribara una patrulla de Carabineros.

Otra de las aristas que aún no está clara todavía, es sobre si los delincuentes habrían pedido recompensa por la víctima. Una cifra de $ 400 mil pesos es la que se estaría investigando, de la cual tampoco ha existido un rechazo certero de parte de las autoridades.

Pero sin duda el cabo más suelto de todos se refiere a la locación de los hechos. ¿Cómo es posible que el auto haya sido encontrado a la altura del peaje de Tongoy y el cuerpo en el sector El Panul? ¿Alguien los ayudó?. Al momento del robo el vehículo quedó parado en la carretera producto la tecnología de éste. Se cortó la señal y la corriente. Los delincuentes habrían empujado la máquina para llegar a Socos pero no habrían podido. Todo esto forma parte de la carpeta investigativa del fiscal del caso, quién buscará dilucidar los detalles de cómo habrían abandonado el cuerpo.

Dudas que se suman a las que pusieron sobre la mesa los conductores de aplicación, quienes juraron que al haber pasado por el lugar del hallazgo del cuerpo de Héctor no habrían encontrado nada. Dándole mucho más incertidumbre al crimen.

«Es raro, nosotros recorrimos todo Guanaqueros hacía Coquimbo, pasamos El Panul y no vimos nada. Fuimos más de 300 choferes que nos unimos, esto es muy extraño, da la sensación que alguien pasó por acá de nuevo y dejó tirado el cadáver», denunciaron los coleguitas, molestos en un comienzo por la lentitud del proceso para hallar a Héctor.

CREMADO

Los restos mortales del profesional serán cremados este jueves en Guayacán, según anunció la familia. Antes le realizarán el último de los homenajes en su barrio.

En las últimas horas llegaron familiares del norte para acompañar a este hombre de 46 años, padre de dos hijos y emparejado con su compañera Joselyn, quién ha liderado los trámites dolorosos de una muerte inesperada.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre