El interior de la región tiene las cifras más positivas en cuanto al turismo

0
100

El director regional (s) del Servicio Nacional de Turismo, Jorge Robledo, aseguró que pese a la situación de pandemia, las reservas en hoteles se mantienen por sobre el 60% en las grandes ciudades y el interior de la región goza de buenos números.

El turismo es una de las categorías más importantes a nivel país, pues es uno de los pilares económicos más aprovechados durante años en Chile. La región de Coquimbo fue azotada por un descenso clave en la ocupación hotelera, cuando el año pasado en esta fecha eran los argentinos los que repletaban las calles de La Serena y el Puerto, hoy son los nacionales los que compensan los números debido al cierre de fronteras y el permiso de vacaciones alienta el desplazamiento.

Con respecto a ello, el director regional (s) del Sernatur, Jorge Robledo, explicó a Diario La Región que la ocupación hotelera, en general, «esta semana promedió un 66% en la región de Coquimbo, lo cual es un porcentaje no alejado de el del año pasado. Esto es positivo por el dinamismo de la actividad y porque el turismo es uno de los sectores más castigados por la emergencia».

«Estos números nos reflejan un positivo avance en comparación al año pasado en el episodio más duro de la pandemia, dado el confinamiento en las ciudades de Ovalle, La Serena y Coquimbo. Entre abril y noviembre del 2020, la ocupación hotelera de la región llegó a un 18%, una baja sostenida del 82%», señaló el director.

Sitios de interés

«El movimiento de los turistas en las ciudades de La Serena, Coquimbo y Los Vilos en esta temporada estival, dada las restricciones de la Fase 2, se da en el periodo comprendido entre lunes y viernes, pues las demandas están asociadas principalmente a la fase sanitaria en la cual se encuentran las comunas. En estas comunas los lugares más concurridos son las playas y los sitios más característicos de ambas comunas, como las iglesias de piedra caliza distribuidas en el casco histórico, y La Recova y sus puestos de venta de artesanías y productos en base a papaya. Mientras que en Coquimbo, el puerto es el principal sitio de interés», aseveró Robledo.

«Hacia el valle de Elqui, con viñedos y pueblos que desde hace años han combinado la agricultura con el turismo, es uno de los destinos más visitados, donde se pueden visitar las plantas de pisco Capel, por ejemplo, conocer los procesos de producción, hacer degustaciones y adquirirlos. Vicuña tiene un 71% de ocupación y los sitios más emblemáticos son Torre Bauer, embalse Puclaro y el Museo Gabriela Mistral, entre otros. Paihuano, en tanto, tiene un 80% de ocupación y los lugares más concurridos con el Museo Escuela Gabriela Mistral y el Museo Gabriela Mistral», dijo el director (s).

«No hay que olvidar el sector de Punta de Choros en la comuna de La Higuera y la presencia de la Reserva Nacional del Pingüino de Humboldt, que atrae con avistamientos de fauna marina, es un lugar predilecto por los visitantes cada verano y que logra reunir unas 60 mil personas al año. Acá hay una ocupación hotelera del 68%», mencionó Robledo.

Reactivación del turismo

Respecto a este tema, el director regional declaró que es un pilar vital en la economía de la región. «El turismo es uno de los sectores más castigados por la emergencia sanitaria, pero además es estratégico para la región de Coquimbo, pues representa un 8,8% del PIB Regional y aporta una generación de trabajo estimado en 21 mil plazas. La gran mayoría de las 7.300 empresas dedicadas al sector, corresponden a micro, pequeñas y medianas empresas».

Astroturismo

«La región de Coquimbo y sus valles configuran un lugar místico que invita al relajo y a la observación del cielo, el más limpio del mundo. Desde hace dos semanas se elaboró un protocolo para otorgar un permiso especial para operadores y centros turísticos que trabajan con la observación del cosmos. A la fecha se han generado 1.988 permisos especiales», aseveró Robledo.

«Para ello, se generó un mecanismo para mejorar los procedimientos y se elaboró una ficha denominada «Reserva de Experiencia Astroturística». Ésta contiene todos los datos de contacto y desarrollo de la experiencia (lugar, horarios). Este documento lo entrega la empresa a los visitantes y es de carácter individual, y contiene el nombre, RUT, teléfono de contacto, modo de transporte y placa patente del vehículo. Por su parte, agrega, los prestadores del servicio deben facilitar el nombre del observatorio, su ubicación (dirección), la fecha y los horarios de inicio y término de la observación astronómica», señaló el director del Sernatur.

Robledo destaca que el horario para la utilización del instrumento rige desde las 22:00 horas a las 05.00 de la madrugada. El centro astronómico u observatorio astro turístico deberá estar en el Registro nacional de prestadores de servicios turísticos de Sernatur para poder emitir esta ficha.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre