Familia de madre e hijo asesinados: «Es como si el asesino tuviera las preferencias, los privilegios»

0
117

Jazmín, hermana de Oriana, cuenta que este 9 de diciembre se cumplirán once meses del brutal asesinato y que todo sigue suspendido, a la espera de un informe psiquiátrico para ver la inimputabilidad del sujeto…

En diciembre se cumplirán once meses del asesinato de Ariana y su pequeño hijo Orión, ocurrido en enero de 2021 en la localidad de Huara, región de Tarapacá, cuando ambos fueron brutalmente asesinados por la pareja y padre del menor, de entonces 4 años.

Desde entonces, la familia busca visibilizar el trágico episodio y exige justicia, marchando por las calles de las comunas de Illapel y Salamanca, como también de Santiago.

El lamento de Jazmín, hermana de Ariana, «es porque todo sigue suspendido, a la espera de este informe psiquiátrico que estaba listo en el mes de agosto. Y ahora esperando que se agende la audiencia donde se tiene que debatir ese informe y ver cuáles son los resultados, puesto que el peor de los escenarios es que este tipo salga inimputable y quede en libertad…».

A la deriva

El reclamo de esta familia no se limita sólo a la triste pérdida de dos de los suyos. Lo que ellos piden a gritos es Justicia. Así, con mayúscula, y que se castigue al autor con todo el peso de la ley.

Sin embargo, hasta ahora «es como si el asesino tuviera las preferencias, los privilegios, y nosotros hemos quedado totalmente de lado».

Sí destacan el apoyo de la comunidad, «que ha sido fundamental para nosotros, ya que siempre han estado y esta vez en Salamanca, donde fue súper grato sentir el apoyo y cariño de la gente».

Ese lamentable día, madre e hijo fueron asesinados -llevaban viviendo cinco años en Huara- por la pareja y padre del menor. «Es un doble dolor», repite Jazmín.

Y agrega: «Pasar por una situación como esta, donde es posible que no se haga justicia, y ver al asesino de mi hermana libre, de verdad que son muchos los cuestionamientos que hacemos y mucho el miedo que tenemos de esta situación, especialmente por nuestra sobrina de tres años».

Jazmín y su familia dicen sentirse huérfanos, a la deriva, en virtud de que temen que la persona que hoy se encuentra en prisión preventiva en la cárcel de Alto Hospicio, en Iquique, salga en libertad.

«Y es lo que nos han dicho los abogados, que el peor escenario es que salga en libertad bajo un tratamiento, y eso para nosotros es tremendamente injusto, y por eso estamos muy decepcionados de la justicia. Lo que pasa es que el abogado nos ha puesto en todos los escenarios, y el peor es que esta persona salga inimputable de acuerdo al informe psiquiátrico, y que es difícil que sea erróneo. Dependemos de este informe, y es complejo pedir una apelación, toda vez que lo realiza el Servicio Médico Legal y consta de muchas pruebas y evaluaciones, así que estamos con temor a la espera de lo que diga este examen».

A causa de esta situación, Jazmín cuenta que han estado en diferentes intervenciones tanto acá, en la comuna de Illapel, como a nivel nacional, «pues vamos a Santiago siempre, haciendo presión. Pero se nos ha hecho eterno, porque si bien esto pasó el 9 de enero de 2021, en la segunda audiencia la defensa apeló para que a este sujeto le realizarán informes psiquiátricos, porque a su juicio no se encontraba con sus estados mentales sanos. Entonces la Fiscalía accedió y el 13 de enero se suspendió todo, hasta el día de hoy. Han pasado diez meses y seguimos esperando justicia, no tenemos respuesta».

Reconoce Jazmín que 15 años y un día es la condena más baja que podría tener este sujeto en caso de que sea acusado, «y en este momento está por cinco delitos, entre ellos femicidio, parricidio, posesión ilegal de armas, pero en caso que salga inimputable el proceso cambia…».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre