Recambio de veraneantes: Enero llegó al 80%

0
67

Durante el último fin de semana de enero, la ocupación formal llegó al 78%, siendo La Serena, Coquimbo, el valle de Elqui, Ovalle, Los Vilos y Pichidangui los destinos preferidos. Según estimaciones de Sernatur, febrero sería mejor debido a que es durante este mes en donde salen de vacaciones la mayoría de los chilenos. La no apertura del Paso Agua Negra no habría impactado mayormente, ya que el turista nacional logró suplir las visitas argentinas.

Se termina enero, el primer del mes año y uno de los más fuertes en cuanto al turismo, periodo en donde «ha habido un muy buen movimiento en este mes y también a finales de diciembre», sostiene Angélica Funes, directora regional del Sernatur.
Respecto a la ocupación promedio a nivel regional, en la primera quincena de enero fue de un 75%, mientras que la tercera semana llegó un 80%, «tenemos muy buenas proyecciones para termina esta última semana que estaría superando el 78%».
Respecto a las proyecciones para febrero, si bien todavía no tiene la cifra, «sí pensamos que va a estar un poco más alto que enero», señala.

Explica que «hay un recambio de turistas, pero hay que recordar que febrero es el mes donde la gran mayoría de los chilenos salimos de vacaciones, entonces, en ese contexto esperemos que las cifras sean muy parecidas a enero o un poco mejor, pero siempre y cuando mantengamos las medidas sanitarias.

«Llevamos más de un año llamando a un destino seguro, hemos estado trabajando con el sector del turismo con todos los empresarios y colaboradores en torno a los protocolos sanitarios y siempre conectados con la Seremía de Salud por cualquier cambio que se dé en el Plan Paso a Paso», añade.

Puntualiza en que «lo que le estamos pidiendo a los visitantes es que puedan mantener las medidas y que muestren el Pase de Movilidad cuando estén en nuestra región».

Fragata portuguesa y alerta de tsunami no provocaron fuga de turistas

Durante la temporada se han registrado distintos factores externos como el cierre de playas por la presencia de la fragata portuguesa o la alerta de tsunami durante un fin de semana.

Frente a estos hechos, Funes señala que «los empresarios turísticos han estado preocupados toda la temporada, y los meses anteriores también, tratando de tener todos los protocolos instalados, pero una fragata portuguesa, que no la tenían dentro su panorama estival, y también la alerta de tsunami, fue un golpe en ese día y medio».
«Entendiendo que son fenómenos naturales y que tenemos que reaccionar bien en torno a estas emergencias», agrega. Eso sí, descarta que se haya provocado una fuga masiva de turistas, «eso significa que como es un turista nacional está condicionado a estas externalidades y reacciona, hubo algunos casos, pero en general no hubo una fuga de turistas».

«Todas las externalidades ya sean problemas económicos, pandemia, catástrofes naturales o desordenes internos dentro de un país golpean a la actividad turística, no es como en otros sectores económicos», añade.

Puntualiza en que «las empresas del sector han podido sortear muchas problemáticas, no solo la pandemia, sino que también la fragata portuguesa, problemas internos que tenemos en nuestras comunas, como lo que ha pasado con la basura, en otro momento el problema con los salvavidas, y hay que decir que las municipalidades han ido trabajando para poder entregar lo mejor de sí en un lugar como el nuestro, que son destinos turísticos emblemáticos a nivel nacional».

Principales destinos
EN LA REGIÓn

En cuanto a los principales destinos de alojamientos, La Serena y Coquimbo se llevan el 87%, mientras que el valle del Elqui llega al 81%, en Chaopa, específicamente Los Vilos y Pichidangui son los destinos preferidos, y en Limarí es Ovalle, que ha estado con un 55% de ocupación en la tercera semana.

Respecto al origen de los visitantes, Funes explica que «vienen de la Región Metropolitana principalmente, Valparaíso y también del Biobío».

«Hace casi dos años nosotros hemos estado constantemente presentes en el mercado del Biobío, porque sabemos que es muy interesante y que tiene un poder de consumo importante en concepto de turismo, por lo tanto nuestras apuestas de difusión y promoción han ido a esa región y eso ha tenido un retorno hoy en día», agrega.

Paso Agua Negra

Que se mantuviera el paso Agua Negra cerrado no tuvo un impacto tan grande, «la demanda nacional ha hecho que no se sienta el efecto de no tener un turismo internacional», resalta.

«Desde que empezó la pandemia, de una u otra forma sabíamos que el turista que iba a estar haciendo uso de los destinos iba a ser el nacional, sobre todo cuando las fronteras estaban cerradas, donde había un solo punto de llegada que era el aeropuerto de Santiago, sabíamos que este efecto iba a repercutir en nuestros territorios», cierra Angélica Funes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre