60 transportistas escolares reciben aprobación de Carabineros y Ministerio de Transportes

0
11

8_redimensionarAl  inicio de clases en los establecimiento municipalizados, particulares subvencionados y particulares, Carabineros de la IV Zona Policial, junto  a la Secretaria Regional Ministerial de Transportes y Telecomunicaciones, en la fría mañana de ayer en Avenida Costanera de Coquimbo fiscalizaron los vehículos de 60 transportistas escolares de la región, los que aprobaron con «nota siete» quedando acreditados para prestar el servicio.

El Capitán Julio Salgado, Jefe del Servicio de Investigación de Accidentes de Transito, SIAT,  de Carabineros, dio a conocer que no fueron cursadas infracciones, debido a preocupación por cumplir  la ley  de los transportistas  provenientes de La Serena, Coquimbo, Ovalle y Vicuña que asistieron al control.

 «Realizamos esta fiscalización con la Federación regional de Transporte Escolar y con los sindicatos que no están en esa entidad, y en este proceso fiscalizamos a 60 vehículos y la idea es que los conductores de los sindicatos de manera voluntaria chequeen sus móviles y  su documentación con nosotros y con el personal de la Seremía de Transportes para verificar aspectos técnicos del vehículo».

Exigencias para conductores y vehículos

El oficial explicó que las familias que deseen contratar el servicio deben verificar si el vehículo está inscrito en el Registro Nacional de Servicios de Transporte Público y Escolar, a través de la página de Internet www.mtt.cl y consultar la placa patente.

En cuanto al vehículo, este tiene que ser de color amarillo, portar un letrero triangular sobre el techo con la leyenda «escolares» y deben contar con una luz estroboscópica de seguridad y ventanas a ambos lados con asientos con respaldo con cinturón de seguridad.

Al mismo tiempo, la documentación del transporte, tal como la revisión técnica, análisis de gases, permiso de circulación y seguro obligatorio, debe encontrarse vigente para brindar atenciones en caso de accidente.

Por otra parte, la revisión técnica debe indicar la capacidad máxima de pasajeros, cifra que debe ser informada al interior del vehículo y respetada por el conductor.

Hay que tener en cuenta la antigüedad máxima del vehículo, la cual no puede superar los 14 años. En su interior, los asientos deben ir hacia el frente y con un respaldo igual o superior a 35 centímetros.

En el caso de los conductores de estos transportes deben hacer entrega de una copia autorizada del certificado de inscripción en él o los establecimientos educacionales a los que presten servicios, así como a los padres y apoderados que lo requieran.

También quienes conduzcan deben poseer licencia profesional clase A-3 y al, mismo tiempo, portar una ficha con sus datos personales.

El tiempo de viaje desde y hacia el establecimiento educacional no puede superar una hora.

Si el transporte escolar moviliza a estudiantes de educación preescolar y son más de 5 niños, el conductor deberá viajar acompañado de un adulto.

Además la  recomendación a los padres y apoderados es suscribir un contrato por escrito al hacer uso del servicio.

Respecto a los buses de establecimientos educacionales, el Capitán Salgado indicó que las exigencias son diferentes, «estos vehículos también están incorporados al igual que los furgones, también son de transporte escolar  pero la legislación no les exige que sean de color amarillo cuando tienen un peso  bruto vehicular sobre los 3.860 kilos, los que también aprobaron en esta oportunidad al cumplir con todos los requerimientos».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre