Continúa grave menor imputado de robo que sufrió golpe en la cabeza cuyo origen sigue en proceso investigativo

0
9

5Hasta ayer, al cierre de esta edición, el menor  M.E.A.A.,  de 16 años, imputado de robo, continuaba internado grave, en coma inducido, por un hematoma subdural en el cráneo en el hospital de Coquimbo, al que ingresó el viernes tras desmayarse en el Juzgado de Garantía porteño, caso que sigue en proceso de indagatorias a cargo de la Brigada de Homicidios de la Policía de Investigaciones, PDI.

M.E.A.A., quien registra domicilio en la Parte Alta de la ciudad puerto, había sido aprehendido en el techo del edificio municipal de calle Francisco Bilbao por Carabineros tras cometer  el robo de dos computadores y tres chaquetas que sustrajo junto a «El Pancho» F.N., mayor de edad.

Ambos fueron remitidos a un centro de salud  local en que personal médico verificó que no presentaban lesiones, luego el fiscal de turno dispuso que el viernes fueran remitidos al Juzgado para control de detención.

Una vez que los dos imputados fueron trasladados por personal de la Segunda Comisaría  al Tribunal, quedaron bajo custodia de personal de Gendarmería, pero cuando estaba en la sala de detenidos, M.E.A.A. sufrió  mareos y vómitos perdiendo la conciencia por lo que fue enviado al Hospital San Pablo.

En el nosocomio los médicos diagnosticaron al adolescente, que no registra detenciones  en el sistema de registro de la PDI, un hematoma subdural, un coágulo sanguíneo a nivel del cerebro, razón por la cual el Ministerio Público dispuso que la Brigada de Homicidios comenzara a investigar la forma en que M.E.A.A. padeció la lesión.

Peritos del Laboratorio de  Criminalística, LACRIM, levantaron pruebas consistentes en muestras de sangre diseminadas en siete puntos de la sala de detenidos del Tribunal, revisando los móviles policiales en que fue transportado.

A su vez el mando de Carabineros dispuso la revisión del procedimiento de aprehensión del lesionado, colaborando  en la investigación del caso con la fiscalía y la Brigada de Homicidios, aportando el examen médico del joven tras ser arrestado que indica que no presentaba heridas.

Herida compatible con traumatismo

Julio Rojo, Subprefecto jefe de la Brigada  de Homicidios, indicó a Diario LA REGIÓN que siguen las entrevistas con el doctor tratante de M.E.A.A., con personal de Carabineros que participaron en el proceso de arresto del menor y con gendarmes que lo custodiaron en el Juzgado.

Además el jefe policial, en base a la evidencia inicial, indicó el tipo de  herida que padece el menor. «La lesión en el cráneo es producto de un traumatismo y en esta etapa aparece como compatible con una caída o un golpe».

De las líneas investigativas el Subprefecto indicó que son manejadas varias posibilidades, como que la víctima pudo golpearse durante el robo, o que hubo una posible agresión de  terceros o que derechamente el mismo procedió a lesionarse dándose cabezazos.

Por otra parte, el jefe policial refirió que ya está en proceso de revisión el video de seguridad de la cámara de la sala de custodia del Tribunal, en que está registrado el momento que el adolescente  sufre la descompensación y el desmayo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre