General Pablo Onetto descarta toque de queda en nuestra región

0
351

El General Pablo Onetto, conoce bien nuestra región y su gente, fue comandante del regimiento 21 de Coquimbo, vivió el terremoto y posterior tsunami del 2015,
y por eso asegura que no se tomará esa medida: «Confío en la gente y esa
vez prácticamente no se implementó…».

 

Fue comandante del regimiento 21 de Coquimbo entre 2014 y 2015. En ese periodo conoció bien a la población. Por eso, ayer en su presentación como jefe de la defensa nacional en territorio regional, el general Pablo Onetto descartó -por ahora- decretar toque de queda, «pues confío en la gente, lo viví con un terremoto y un tsunami, y el toque de queda prácticamente no se implementó».

El rápido avance en el país del coronavirus tiene preocupadas a las autoridades. En la región, hasta ahora, sólo hay dos casos confirmados, las mujeres trabajadoras del IPS en La Serena, quienes se encuentran en buen estado de salud y haciendo cuarentena domiciliaria, según informó la Intendenta Lucía Pinto luego de un nuevo COE (Comité Operativo de Emergencia).

Para evitar que el virus se propague, precisó el general que «las personas deben tomar conciencia de la gravedad de la situación que estamos viviendo. Y como nos toca nuevamente enfrentar un desafío, les digo a todas las personas que aún no hemos llegado al peak de la curva que se está manejando en Europa. Pero si no lo hacemos y no somos conscientes, podríamos llegar a eso».

Barrera sanitaria

Hasta antes de que fuera designado como jefe de la defensa nacional en Coquimbo por los próximos noventa días, Onetto se desempeñó como comandante en jefe de la segunda división motorizada, y aunque ahora la emergencia es distinta a la que le tocó vivir hace unos años, «uno debe establecer estrategias de trabajo, y en este caso como jefe de la defensa y de todas las fuerzas armadas, nos vamos a acoplar a la estrategia de trabajo que está siguiendo el Minsal por medio de la seremía de Salud, por lo que todos los esfuerzos van apuntados a esa línea de trabajo».

Por ejemplo, afirmó que su función será la de entregar apoyo «a algún tipo de traslado, cooperar en identificar a las personas, resguardar, que efectivamente la gente que está en cuarentena cumpla con ello, establecer algún tipo de requisitos, alguna barrera sanitaria…».
En este sentido, diferenció la tragedia del 2015 con lo que está pasando hoy, donde a partir de este jueves comenzó a regir en todo el territorio nacional el decreto de estado de excepción constitucional por catástrofe dictado por el Presidente Sebastián Piñera, para afrontar la pandemia del coronavirus, que hasta el cierre de esta edición contabilizaba 342 contagios en Chile.

«Son diferentes, porque tenemos otros protocolos, que son primero salvar a las personas, establecer los consumos básicos, orden en la seguridad pública, ir en apoyo a la comunidad… Y en esta catástrofe la gente puede tener la sensación de que no pasa nada, porque tenemos luz, aseguramiento en la cadena de suministros, conectividad, pero deben entender que el virus puede estar en cualquier lugar y pueden enfrentarlo en cualquier minuto, por eso la mejor medida de prevención es el autocontrol y la autoprotección. Además, el orden y seguridad pública no es un factor por lo que está decretada la catástrofe en este minuto, sino que es por una pandemia en el tema de salud, y que debemos apoyar. Por eso les diría a todas esas personas que siguen yendo a la playa, que siguen haciendo una vida normal, que lean las noticias y vean lo que está pasando, por ejemplo, en Italia, donde en un solo día hubo más de 470 muertos».

Suministro asegurado

Respecto a los locales que aún están funcionando, manifestó que «los mall por autorregulación y por acuerdo de ellos, hoy (ayer) cerraron, y estarán abiertos los supermercados, farmacias, y entiendo que ferreterías, elementos de construcción. No obstante, quiero aclarar que el suministro de abastecimiento está asegurado».

HAY SESENTA CASOS
SOSPECHOSOS

Hoy existen 60 casos sospechosos, de los cuales 28 siguen aún en observación y 30 ya fueron descartados. De esa vigilancia y avance del virus, el seremi de Salud, Alejandro García, señaló que sostienen coordinaciones, trabajo y reuniones permanentes en torno a la evaluación de posibles casos.

«Un caso sospechoso son aquellas personas que tienen síntomas relacionadas con Covid-19 o tienen síntomas respiratorios, por lo que son personas que están enfermas, pero no sabemos de qué. Entonces se hace el examen específico para definir si es o no portador del virus. Por otro lado, los contactos son personas que han estado estrechamente relacionadas con el caso sospechoso, que han tenido contacto cercano y por un tiempo prolongado».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre