Incendios forestales en la región han aumentado un 20% en pocos meses

0
28

El director de Conaf, Eduardo Rodríguez, co- mentó que desde agosto a la fecha, cuando comenzaron los primeros incendios de la temporada, «hemos tenido más siniestros que en la temporada anterior. ¿Cómo así? Hemos tenido casi un 20% más, sin embargo la superficie dañada ha disminuido en un 75%. Entonces, eso ha sido bastante exitoso.

Estamos en ese sentido satisfechos, porque la estrategia que estamos llevando a cabo con Bomberos, que es llegar lo más rápido que podamos a los incendios, e ir con la toda la potencia disponible para apagarlos, está dando resultados, ya que tener un 75% menos de superficie dañada en la región es muy importante».

La temporada para ellos se inicia con los primeros incendios, y esos fueron en el mes de agosto del año pasado, «entonces técnicamente ahí parte la temporada, y cuando hacemos la comparación del 20% más y el 75% menos de superficie dañada, es con respecto a los últimos cinco años a esta misma fecha».

También agrega que «si bien es cierto que la estrategia con bomberos está funcionando a cabalidad, acá existe un tercer componente, que es la ciudadanía, dado que al registrarse un 20% más quiere decir que no se está cumpliendo cabalmente el rol que le compete. Y eso es lo preocupante, puesto que hemos hecho campañas de prevención, de educación en los colegios, pero sin embargo subsisten algunas malas prácticas, como por ejemplo, en el entorno de la comuna de Ovalle, donde se ha registrado el 60% de los incendios totales en la región, porque se queman mucha basura y desechos agrícolas, y está bien que se haga, pero tiene que ser en forma informada, con la autorización de Conaf. En el momento que nos piden permisos para quema, nosotros damos recomendaciones de horario, formas y qué es lo que se debe tener, porque es mejor una quema controlada que tener residuos que en definitiva puedan provocar una propagación de incendios».

CHOAPA

Otros sectores también vulnerables están en la provincia de Choapa, con un 30%, y antes, explica Rodríguez, «era Limarí, pero es previsible que Choapa tenga más incendios que otras temporadas, debido a la hierba seca que creció con las lluvias, así que por eso hemos tenido incendios en las llanuras asociadas a la carretera en la ruta 5 a Los Vilos. De igual manera, tuvimos uno de grandes proporciones este año en la comuna de Salamanca, con más de 60 hectáreas quemadas, pero por suerte lo pudimos apagar rápido, además contamos con otros registros históricos en la región, que fueron seis descargas áreas y que nos ha permitido controlar estos incendios forestales».

Las descargas fueron en el mes de diciembre, en su mayoría. También hubo una descarga en el mes de enero, en Los Vilos. Las primeras fueron con el incendio de Salamanca, en noviembre, «por lo que a la fecha ha habido seis descargas, que es un hecho inédito, ya que antes sólo habíamos tenido la del 2016 en la comuna de Los Vilos, cuando el avión ‘Supertanker’ contribuyó significativamente a evitar la propagación de incendios en la comuna», reconoce.

Respecto al calor que se registra en los interiores de la región, que pueden fácilmente causar más de algún estrago, indicó Rodríguez que «nosotros teníamos pronosticado una presencia del Niño para este verano, y cuando hay Niño siempre existe un 50% más de probabilidades que tengamos días nublados y olas de calor, situación que ha estado sucediendo. Afortunadamente tenemos un sistema preventivo muy de vanguardia, que nos permite vigilar estas zonas geográficas, que son bien acotadas. Por ejemplo, para los próximos días se esperan en la zona precordillerana de la comuna de Vicuña condiciones que pueden generar incendios forestales, así que vamos a destinar para esos lugares toda la vigilancia posible».

En relación al número de incendios que hasta la fecha han afectado a la región, cuenta el director regional «que en total hemos tenido sobre 200 incendios, desde agosto a la fecha.

Pero, insisto, el que no haya pasado a mayores es porque hicimos una buena coordinación con bomberos, puesto que sabíamos que esta temporada se venía compleja, con las mismas condiciones que en la temporada 2016-2017 y que generaron las tormentas de suelo. Entonces, a partir de esa alerta es que comenzamos a realizar una estrategia conjunta, y esta es ir lo más rápido posible y con toda la potencia disponible a los siniestros, lo que ha funcionado bien, ya que ahora hacemos un trabajo bien afiatado».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre