Lucía Pinto: «Nos vimos sobrepasados con más de 30 focos activos… Zona de Emergencia y toque de queda fueron medidas acertadas»

0
67

En entrevista con diario LA REGIÓN, la autoridad regional abordó el estallido social, cómo ha vivido estos agitados días, además de hacer un balance de los daños, comentó que la decisión de no renunciar, era lo correcto en ese momento, admite.

La intendencia, ubicada frente a la plaza de armas de La Serena, actualmente parece una fortaleza, con maderas cubriendo los accesos y ventanas, una imagen que dista de la tranquilidad que se percibía en sus pasillos y salones hace tres semanas. Al interior, la máxima autoridad regional, Lucía Pinto, nos recibe en su sala de reuniones, antes llegaba directo el sol, ahora solo luces artificiales iluminan el interior.

Pinto enfatizó en que en estos más de 20 días de manifestaciones, «nadie esperaba esto. A mí me tomó por sorpresa, nunca pensé que ocurriría, partió en Santiago pero aquí en la región, donde uno pensaba que históricamente ha sido muy tranquila, el movimiento que más fuerte se presentó en la región fue el de No Más AFP, pero nunca en esta zona, ni en épocas de terremotos ni de ningún tipo, se había visto esa violencia, al menos en los últimos años».

A juicio suyo, ¿a qué se
debe este estallido?

«Es producto de que en las últimas décadas hubo falta de comunicación, en el sentido de que las instituciones, y no solo de gobierno, sino que todo lo que envuelve a la sociedad, el poder Ejecutivo, Legislativo, Judicial, organizaciones, dejaron de escuchar, o no lo hicieron de la manera correcta ante lo que la gente quería y pedía, y a raíz de eso se fue generando mucha rabia contra la desigualdad, y fue como una olla de presión que reventó, y no tiene que ver solo con el aumento del pasaje del metro, también las pensiones, la salud y el acceso a la educación, esa es la razón».

Las protestas y el desorden provocaron que se decretara zona de emergencia y un posterior toque de queda, ¿Qué conclusiones puede sacar de ese escenario?

«Fue una decisión acertada para el momento que estábamos viviendo, ese día sábado (19 de octubre) en que comenzó acá en la región esta situación, despertamos de una forma en la mañana y en la tarde teníamos una situación en donde nos veíamos completamente sobrepasados, teníamos más de 30 focos activos de distinto tipo de contingencia, como saqueos, incendios en distintos puntos, una violencia que realmente nunca pensamos que podría haber, y de verdad necesitábamos apoyo para poder contener ese tipo de manifestaciones, que no fueron solo en La Serena y Coquimbo, también en Ovalle, donde hubo focos de violencia que generaban mucho miedo en la población… solo Carabineros y la PDI no daban abasto para contener el gran número de manifestaciones».

Esa convulsionada semana provocó que usted decidiera no renunciar para presentarse a la elección de gobernador…

«Estoy convencida que fue la decisión correcta y que era lo que tenía que hacer, al margen de como las personas valoren la gestión, si es buena o mala, pero en un minuto de tal crisis o caos, abandonar la intendencia por ir a un cargo político me parece que no correspondía, era no entender las demandas que estaba proponiendo la ciudadanía, que aparte de las demandas, piden que las autoridades sean coherentes y trabajen por el servicio público y no por un interés de partidos o personal.

Fue muy difícil, porque tenía encuestas que me daban posibilidades reales de poder acceder a la gobernación regional y porque estaba conversado con los partidos. Pero no me arrepiento de nada, y volvería a tomar la misma decisión diez veces más si fuera necesario».

Respecto al catastro de daños en la región, ¿Qué balance puede hacer?
«Estamos en eso… el primer catastro que se hizo fue del daño al comercio menor, se abrió a través de Economía una plataforma donde cada persona que hubiese sufrido algún tipo de daño producto de los desmanes pueda entregar información y ver en que estaba, esto fue hasta el 31 de octubre y tuvimos el resultado de 229 pymes que señaló tener daños, y el costo llega cerca de los 2 mil millones de pesos y mil personas que dejaron de tener trabajo. Esta situación va variando, porque el catastro fue hasta el 31 de octubre y hemos tenido más desmanes y manifestaciones. Y también a través del proyecto de Recuperación de Espacios Públicos del Minvu comenzamos a levantar la información de todas las plazas, juntas de vecinos, los parques o calles que tengan mayores daños para poder dar una suma para que el ministerio nos ayude a la reconstrucción».

Unas de las respuestas que dio el Gobierno antes de las demandas es la Agenda Social, ¿en qué consiste?
«La Agenda Social tiene que ver con temas que no llevamos en la regiones, que es el aumento de pensiones, los medicamentos, las cuentas de luz… nosotros a través de eso vamos a apoyar todas las gestiones que realice el gobierno y esperamos, una vez que se concreten, que nuestra gente reciba todos esos beneficios».

¿Por dónde podría ver una salida al conflicto?
«Hay que dividir en dos, una que es la que el gobierno avala y escucha, y creo que honestamente lo ha hecho, y que son todas aquellas demandas que la gente salió a defender y luchar a la calle de manera pacífica y que pusieron como primera prioridad, y esa de verdad creo que es la gran mayoría de las personas que se manifestó, y espero que las instituciones se hayan dado cuenta que deben trabajar en esas demandas. La segunda parte diría que son todos aquellos descolgados, que se declaran anfifacistas o anárquicos, que son los que provocan y que lo que quieren hacer es caos y crear miedo, para que no haya un desarrollo de la agenda o de las demandas. Mentiría si digo cómo tener una respuesta para detener a estos manifestantes, Carabineros ha puesto todo el esfuerzo en mantener el orden y seguridad en estos casos y espero que estos grupos se den cuenta y las instituciones ayuden en que la violencia no es el camino».

En medio de las manifestaciones hay dos personas que murieron, en La Serena y Coquimbo, ¿a nivel de gobierno como ven esa situación?
«Me parece absolutamente lamentable y lo veo con mucha tristeza, para nosotros lo más importante frente a esto es mantener y cuidar la vida de las personas. Todo hecho de violencia, y en especial las muertes, debe ser investigado hasta el fondo, y que los responsables tengan la condena y que paguen lo que tengan que pagar, pero que sea para todos los hechos y de donde sean. El contexto era extremadamente complicado, pero tenemos que buscar todas las pruebas y que el proceso se lleve a cabo para tener el mejor resultado para las familias y para que sepamos lo que pasó».

¿Cómo ha andado la conversación con los distintos sectores?
«Nosotros, como intendencia o gobierno, no hemos desarrollado ningún cabildo ni ningún diálogo social, se desarrolló una actividad donde se reunió un grupo de dirigentes y personas de la academia para poder preguntarles como esperaban que se desarrollara este tipo de diálogos, en este minuto el gobierno se encuentra preparando eso para presentarlo durante la próxima semana, y espero que sea algo en donde podamos realmente juntar a todos los actores».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre