«Me da la impresión de que la intendenta está prisionera de la derecha dura que está en su entorno»

0
142

El 10 de septiembre, junto al senador Alejandro Guillier, el diputado Daniel Núñez tendrá un encuentro en La Serena, «un debate», como lo menciona, donde estará toda la oposición y donde esperan lograr un gran acuerdo político para descentralizar Chile, «principalmente para que las regiones tengamos más poder y atribuciones», sostuvo el parlamentario PC.
Pero para poder conseguir más atribuciones, el diputado es claro y advierte que «las regiones tienen que moverse, tienen que opinar y también tienen que ser actores protagonistas del proceso, ya que esto no vendrá como un regalo de Santiago, pues la descentralización tiene que partir por las regiones y en ese aspecto, yo noto una falta de liderazgo en la región y en eso, la intendenta tiene que ser capaz de convocar. Hace dos meses le pedí que nos convocara a trabajar por una agenda de descentralización y todavía estamos esperando. Creo que le falta un liderazgo, que se la juegue por este tema y que aprovechemos que el año 2020 tenemos elecciones de gobernadores regionales».

¿A qué se refiere con la falta de liderazgo, diputado?
«Es que veo un déficit de liderazgo en la región. Acá no hay propuestas, faltan iniciativas. Creo que la intendenta está un poco atrapada de la derecha dura, que es una derecha que quiere imponer la exclusión, que cree que puede gobernar Chile solo y sin escuchar a la gente, sin escuchar al Parlamento. A mí me es contradictorio, porque cuando me encuentro con ella veo una actitud receptiva, que tiene la actitud, la veo dispuesta, pero al momento de hacer la iniciativa, de convocar, no concreta, entonces me da la impresión de que la intendenta está un poco prisionera de la derecha dura que está en su entorno. Así que la llamo a que asuma que en la región tenemos que trabajar en temas que nos unen y uno de ellos es la descentralización, pero si ella no lo lidera, bueno, nos obliga a que la oposición lo haga y eso haremos el día 10 de septiembre en este encuentro con el senador Alejandro Guillier».

¿Faltó ese liderazgo también en el conflicto de Cuncumén?
«Ahí la responsabilidad principal claramente recae en el gobernador de Choapa, que es al primero que le toca enfrentar la situación. Claramente en su mente lo único que tuvo Rodolfo Zúñiga fueron los intereses y resguardar el negocio de Luksic, pues no pensó jamás en los pobladores. Algunos de ellos entiendo que son hasta vecinos porque tiene familia en esa zona. Pero, bueno, está pagando las consecuencias con la destitución y con los procesos que ha tenido, incluso, en la Contraloría. Sin embargo, yo hubiese esperado una intendenta más proactiva, que escuchara más, que conversara más, pero hay que ser justos también y cuando se le pidió que fuera, una exigencia que tenía la comunidad de Cuncumén, ella estuvo y al final de todo eso logró salir un acuerdo. Desde ese punto de vista, la responsabilidad política fue del ex gobernador Rodolfo Zúñiga».

Diputado, ¿finalmente será feriado el 20 de septiembre en la región?
«En este tema vemos nuevamente la falta de liderazgo. Me encontré con la intendenta el día de la verbena y le dije que la única opción que teníamos de tener feriado regional es que ella le pidiera al Presidente de la República el envío de este proyecto de ley. Si el Presidente manda el lunes o el martes al Congreso el proyecto de ley del feriado regional del 20 de septiembre, lo sacamos, pero los parlamentarios ya nos restringieron la facultad y no podemos hacerlo».

Parece que al gobierno no le interesa mucho que esta región tenga un día más de festivo, ¿verdad?

«Hoy día la responsabilidad la tiene Sebastián Piñera, porque tiene que entender que en la Región de Coquimbo la Fiesta de la Pampilla y el 20 de septiembre es un feriado regional, que es parte de nuestra cultura, de nuestra identidad. Por lo tanto, ahí es donde veo que a Piñera no le interesa, ni veo tampoco en el gobierno regional o a la intendenta liderando y empujando esta iniciativa con todos los parlamentarios de la región. Si yo invito no es la misma convocatoria, entonces ahí siento que le falta liderazgo y espero que en estos días todavía se puede ejercer. Si de acá al próximo viernes no hay proyecto de ley en el Congreso, ya es muy difícil sacarlo. Pero tengo la convicción de que si empujamos un poquito podemos sacar el feriado regional, pero hay que presionar más».

A todo esto, ¿qué pasará finalmente con el salario mínimo? El diputado Fuenzalida dijo que acá se está viendo una oposición que le quiere negar el agua y la sal a toda gestión del Presidente Piñera…

«El diputado Fuenzalida miente y además de mentir, es un cínico, porque en la última votación que hubo en el Congreso y eso está publicado en redes sociales, votó en contra de la última opción que teníamos de sacar el salario mínimo y, por lo tanto, le negó a los trabajadores tener esa posibilidad».

¿Pero qué es lo que pasó ese día en la Cámara?
«Es un poco complejo de explicar técnicamente, pero lo que ocurrió fue que hubo un acuerdo en la Comisión Mixta, acuerdo que al gobierno no le pareció bueno porque era a 18 meses y ellos querían imponerlo a 30 meses y una vez que estaba listo para ser ley, Sebastián Piñera pone un veto, una orden en donde dice que volvemos a los 30 meses. Eso se rechaza en el Congreso y que es natural que sea así, pero después que se rechaza el veto existe la posibilidad -y se aprobó inmediatamente- de aprobar el salario mínimo que dejó fijada la Comisión Mixta, que eran los 18 meses. Y en ese momento que requeríamos el voto de la derecha, que fue la última votación que hicimos el día martes, Juan Manuel Fuenzalida, que era el único parlamentario de derecha que estaba presente, lo que no habla muy bien de las autoridades legislativas, votó en contra. Entonces es un cínico. Fuenzalida tiene que decir la verdad, tiene que dar la cara. Que diga que prefirió alinearse y apoyar al Presidente en esta obsesión infantil que tiene, que es resolver y asegurar el salario mínimo que era el reajuste que ellos propusieron».

Entonces en qué quedará todo al final…
«Espero que esto se resuelva pronto y que Sebastián Piñera entienda que no se puede gobernar Chile como si fuera una empresa y que él no es el gerente general. Esto es una democracia, entonces que envíe el proyecto de ley el lunes o a más tardar el martes, y que acepte lo que resuelve el Parlamento, ya que así funciona la democracia aunque le cueste respetarla».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre