Médicos renunciados del Hospital de La Serena piden que construcción de CDT sea en un plazo de tres años

0
7

1El Capítulo del Colegio Médico del Hospital de La Serena hizo un llamado a las autoridades a reponer el proyecto del Centro de Diagnóstico y Tratamiento (CDT) dentro de los plazos establecidos previamente, es decir, tres años para su construcción.
Cabe recordar que 68 médicos del recinto hospitalario presentaron su renuncia lo que ha generado una serie de inconvenientes para los usuarios. Sólo el servicio de urgencia del recinto se encuentra funcionando.
«El proyecto que debía ser licitado en marzo de 2015 fue postergado para ser licitado en octubre de 2015, fecha en la cual (8 de octubre de 2015) fue declarado «sin recursos». A raíz de la protesta generalizada de la comunidad, el sr. Intendente realizó gestiones para obtener un financiamiento mixto del proyecto. Según esto la parte inicial del financiamiento sería con fondos del Gobierno Regional. Sin embrago el proyecto se prolonga en su equipamiento al menos 6 años. (De los tres inicial)», señalaron a través de una declaración pública los facultativos.
Más adelante indican que «el conclusión, la alternativa de financiamiento posterga el funcionamiento del CDT para el año 2021, que es exactamente lo mismo que resulta de la postergación del proyecto inicial y endosa la responsabilidad de financiamiento a la redistribución de fondos regionales y traspasa, más allá de cualquier doble lectura, el financiamiento y el equipamiento del CDT a la próxima administración (2018)».
Finalmente, los médicos indicaron que «hacemos un llamado firme a las autoridades a reponer el proyecto CDT, independiente de la forma de financiarlo, dentro de los plazos validados por la misma autoridad, es decir, 3 años.

Consultados sobre la posibilidad de revertir sus renuncias si el Concejo Regional finalmente aporta los recursos necesarios para la concreción del proyecto, el secretario del Capitulo Médico Hospital de La Serena, Rodrigo Barrera, indicó  que «Aunque el CORE decida financiar en estas condiciones los 7 mil millones nosotros lo aceptamos eso y nuestra renuncia sigue en pie».
En cuanto a las molestias que esta medida ocasionara en la comunidad los dirigentes afirmaron que «dada las paupérrimas condiciones en que se encuentra el Hospital de La Serena, la posibilidad de ofrecer una atención oportuna, segura y digna son nulas. Hay que considerar que por muchos años los reclamos de la ciudadanía por las listas de espera, la falta de pabellones y la falta de equipamiento lo hemos recibido nosotros en nuestra atención diaria, en el servicio de urgencia, en los policlínicos y somos nosotros los que hemos dado la cara antes los reclamos aireados de la población».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre