No para conflicto entre alcalde de Combarbalá y gobernador

0
157

La DC, partido en el que milita el edil Pedro Castillo, exigió la renuncia de Darío Molina. El senador Jorge Pizarro fue a la Moneda a pedirle al Ministro Chadwick que «tome las medidas correspondientes a la brevedad».

En tanto, desde Chile Vamos le entregaron su irrestricto respaldo a Molina. Esto, tras las duras declaraciones que ambas autoridades emitieron en el acto de aniversario de la comuna

La fuerte discusión comenzó en la Plaza de Armas, el día viernes, momento en que Castillo, en su discurso, afirmó que la dignidad de las personas de Combarbarlá no se compra con lentes, a propósito del operativo que se había realizado días antes con la entrega de anteojos gracias al auspicio de la empresa Prime Energía – en conjunto con el club de Leones-, empresa que por estos días se encuentra en una situación de litigio con la municipalidad.

«Nunca he tenido problemas con el gobernador y esta situación nace a propósito del discurso que brindé el día viernes en el aniversario de la comuna, donde puse de manifiesto lo que piensa la amplia mayoría de la comuna y que está en contra de la instalación de una central de respaldo termoeléctrica en la comuna», apuntó el ayer a diario LA REGION el edil Castillo.

Lo cierto asegura el alcalde, terminado el discurso, Molina «se acerca y me increpa y tras el término del desfile, nuevamente me insulta, pero esta vez con palabras más fuertes, con groserías y una actitud matonesca que no se condice con el comportamiento que debe tener una figura que representa al Presidente de la República en la región. Yo estaba con mi mujer de la mano, viendo como este señor faltaba a cualquier norma de protocolo, puesto que luego se abalanzó y me comenzó a insultar de una manera totalmente descontrolada. Entonces yo le contesté en los mismos términos en los que se estaba refiriendo, porque entendí que ya no estaba hablando con el gobernador, sino que con una persona descontrolada y con una ira desproporcionada».

Estuvo su señora, parlamentarios, seremis y vecinos. Castillo fivr wur no olvidará esta situación. Así que desde ahora, «para mí el señor Darío Molina ha dejado de ser un interlocutor válido del Gobierno al menos en la comuna de Combarbalá. Entiendo que las autoridades puedan tener discrepancias políticas e incluso discusiones, pero lo que ha hecho el gobernador se aparta de una discusión política, ya que se han cruzados todos los límites del respeto».

Pese al inconveniente, Castillo asegura estar tranquilos, dado que «he recibido un respaldo transversal de parte de alcaldes de distintos partidos políticos, de parlamentarios respecto a esta situación que es inaceptable y también comparto que el gobernador lamentablemente tiene que hacer un acto de grandeza y debe dar un paso al costado, porque en estas condiciones es imposible que se pueda seguir vinculando, a lo menos con la comuna de Combarbalá».

Es un insulto inaceptable

El gobernador Darío Molina se refirió a esta lamentable situación indicando que «las palabras del alcalde son un insulto a quienes hemos participado de esta obra benéfica que no busca otro objetivo que ayudar a personas de sectores rurales apartados, desprovistos de atención oftalmológica y de ópticas, para poder resolver su problema de presbicia, afección generalizada en personas de más de 40 años».

También avisó que «él tiene el derecho de opinar y oponerse a la planta de respaldo que debe instalar Prime, pero no de denostar la obra benéfica en la que participamos otros actores, como son la Gobernación de Limarí y el Club de Leones, involucrándonos y acusándonos de oscuro intereses. Sostener que estamos comprando las conciencias de las personas de Combarbalá con lentes y que pretendemos mancillar la dignidad con una ‘limosna enmascarada de ayuda social o médica’ es un insulto inaceptable…».

Partidos al ataque

El día de ayer la DC entregó una carta a la intendenta Lucía Pinto pidiendo que tome cartas en el asunto.

«Desde que el gobernador se hizo cargo de la Gobernación del Limarí y así se lo hicimos ver a la intendenta en un comienzo, que ha tenido actitudes poco deferentes con los funcionarios que ejercían en la gobernación. Por eso es que nosotros creemos que ha faltado a la dignidad del cargo que representa y esperemos que la intendenta tome cartas en el asunto, más aún con lo ocurrido en el acto de aniversario de la comuna de Combarbalá, donde insulta delante de las autoridades presentes al alcalde Castillo. Es por eso que hoy (ayer) le solicitamos a la intendenta, mediante una carta, que renuncie el Gobernador. Consideramos que el Gobernador falta a la dignidad de su cargo y tratándose de una autoridad que representa al Presidente de la República en la región, motiva a la petición de renuncia», sostuvo el presidente regional de la DC, Christian Bravo Bustos.
En el PPD, por medio de un comunicado, manifestaron un «rechazo absoluto a la repudiable actitud que tuvo el Gobernador de la Provincia de Limarí, Darío Molina, ante el alcalde de Combarbalá, Pedro Castillo, en medio de la celebración del Aniversario 229 de la comuna que este último represen-ta. No permitiremos ni toleraremos que esta autoridad de gobierno con actitudes de «patrón de fundo» insulten a representantes democráticamente electos. No podemos perder la brújula que nos guía en el respeto, la democracia y la libertad. Ante lo expuesto,  demanda-mos a la Intendenta revisar de inmediato la permanencia  de Darío Molina en el cargo, quien no ha dado soluciones a las problemáticas  presentes en la provincia…»

El senador Sergio Pizarro aseguró que le planteó al Ministro Andrés Chadwick «la situación delicada y grave» que se ha generado por la conducta del Gobernador del Limarí, Darío Molina. Al respecto, aseveró que «francamente son inaceptables los insultos, los hechos de violencia generados por el gobernador en el acto de aniversario de la comuna de Combarbalá, porque no es la forma de relacionarse con la autoridad local o con cualquier ciudadano. Lamentablemente no es primera vez que tiene este tipo de maltratos o de mala representación del Presidente de la República en la Provincia del Limarí».

Mientras que en Chile Vamos no quisieron quedarse al margen y de manera unánime entregaron un férreo respaldo al gobernador.

«Los presidentes regionales de Chile Vamos respaldamos al Gobernador de Limarí, Darío Molina, en su impecable gestión en la provincia», reza el comunicado. El que también sostiene que «lamentamos la falta a la veracidad del alcalde de Combarbalá, Pedro Castillo, argumentando que ha sido ofendido y de lo cual no tiene prueba alguna, utilizando una conversación informal para crear un conflicto artificial».

Esto, porque «se encuentra comprometido con el desarrollo económico y social de la provincia, así como también con operativos de ayuda a personas de escasos recursos. Al mismo tiempo, rechazamos terminantemente que, con su actitud, el alcalde de Combarbalá ponga en tela de juicio la importante labor que a diario realiza una institución tan prestigiosa como lo es el Club de Leones».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre