Trabajadores de locomoción mayor exigen el 20% de subsidio que entrega Ministerio de Transportes

0
14

1Dirigentes sindicales de locomoción mayor de las líneas Lisanco, Liserco y Lincosur están unidos en su lucha por conseguir un 20% del bono que otorga la Ley Espejo para subsidiar el transporte escolar.

Los choferes urbanos de la locomoción mayor dicen estar dispuesto a dialogar  para buscar un acuerdo que solicita a los empleadores un 20% de los recursos que reciben de acuerdo a Ley Espejo. Sin embargo, reclaman que el presidente de la locomoción mayor, Justo Álvarez, ni Manuel López y Walter González, presidentes de las asociaciones gremiales de Lincosur y Lisanco, han mostrado disposición a reunirse con ellos y las autoridades.

«Se dieron excusas para reunión con la Directora del Trabajo, Yasna Piñones, el Seremi de Transporte Mayor, Oscar Pereira y el Seremi del Trabajo, Rodrigo Bravo. Nosotros queríamos hacer saber nuestras inquietudes, respecto a los bonos anuales que entrega el gobierno por la TNE y el bono de enero y febrero», señala Gabriel Casas de Lincosur.

El subsidio nacional para el transporte público anualmente otorga $2.880.000, más otro de $1.260.00 entre enero y febrero, por cada vehículo inscrito al 1° de marzo de cada año en el Registro Nacional de Servicios de Transporte Público de Pasajeros y que cuenten con permiso de circulación vigente. Un beneficio que en este caso llega directo a manos de los empresarios microbuseros, pero que genera controversias con sus trabajadores, especialmente en la repartición equitativa del bono.

«Solicitamos una mesa de trabajo, la idea es obtener una compensación digna y justa para todos los trabajadores que estamos en la locomoción mayor, porque la repartición ha sido diferente. Hay quienes reciben más, otros menos y algunos simplemente no reciben», aclara Patricio Gálvez del sindicato N°1 de Lisanco.

Por esta razón hacen un llamado a dialogar para que la repartición del bono sea justa y sin diferencias. «No queremos estar mendigando todos los años una plata que nos corresponde, porque somos nosotros los conductores quienes trasladamos a los estudiantes», agrega Gálvez.

Otra de las razones que molesta a los conductores es que algunos empleadores los despiden injustificadamente para sacar provecho. «Despiden trabajadores en noviembre, hacen trucos o malas prácticas si tú reclamas los derechos. Han despedido a varios», manifiesta Jorge Peña de Lisanco.

Las diferencias en la repartición de este susidio a los choferes de la locomoción mayor es disímil; Lincosur da un 10%, Liserco un 5% y Lisanco no entrega. Por eso es que los sindicatos pretenden seguir luchando unidos, con el objetivo de que todos los trabajadores reciban un 20%, de lo contrario anuncian estar dispuestos a fiscalizaciones, movilizaciones y paralización.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre