Tras toma de su nuevo terminal, socios del Sindicato Las Rejas fueron citados por el edil

0
7

9De manera pacífica,  ayer, a partir de las 17:00 horas, la directiva y los 25 socios del sindicato Las Rejas del terminal pesquero de calle Francisco Varela con José Borgoño de Coquimbo efectuaron la toma de las terminadas dependencias de su nuevo recinto de Avenida Costanera con Vergara, demandado su entrega por parte del municipio que debía efectuarse en junio pasado.

Es así que durante la manifestación, la presidenta del gremio Lidia Valdivia tomó contacto telefónico con el edil  porteño Cristian Galleguillos,  quien la citó para este martes junto a sus dirigentes a una reunión trabajo para ver la conexión de agua potable que es la situación que ha impedido que la obra sea entregada.

«El alcalde nos comunicó que él tiene toda la disposición de poder entregar este terminal lo más luego posible y él no tiene idea el porqué no se ha hecho ya que el dio órdenes a los encargados municipales del proyecto».

De la situación del suministro de agua, la dirigente indicó que tenía conocimiento que la empresa sanitaria local sí estaba dispuesta a realizar las obras para tal efecto. «Sabemos que la municipalidad llegó a un acuerdo con Aguas del Valle para conectarnos en la calle Maipú, que está tras nuestros locales, con la matriz de agua que pasa por allí, el alcalde  tuvo una reunión con la empresa y con la constructora también que es la que tenía un plazo de entrega que ya terminó y ya llevamos tres meses pasados de la fecha de junio».

Valdivia añadió que  Galleguillos le señaló que  tendrá una respuesta  concreta  en la cita del martes. «El alcalde me dice que él pensaba que todo estaba listo, pero no era así, y que el lunes él va a tener una reunión con los funcionarios a cargo de esto y el martes  estaría en terreno con nosotros para ver nuestro traslado».

Tras comunicar la respuesta del edil a sus asociados, la presidenta dijo que había conformidad, dando por terminada la toma del recinto, recordando que requieren el cambio urgente por las bajas ventas que han tenido por la construcción de las pistas de calle Francisco Varela, que ha alejado sus clientes  «esperaremos con calma a la reunión del martes acá, nosotros tenemos familias atrás, deudas y lamentablemente debimos efectuar una presión para  buscar ocupar esto, y yo creo que debemos cambiarnos en 15 días más máximo, porque después tenemos que traer nuestras cosas y traer nuevamente a la clientela además que faltan detalles en los locales que debemos corregir como el tema de los lavaplatos que son muy pequeños».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre