Desde el municipio se defienden: «Nada establece que exista algún tipo de hecho de corrupción»…

0
210

Hasta la Corte de Apelaciones llegó el también candidato al sillón edilicio, Fernando Viveros, por el informe de Contraloría que arrojó un déficit que asciende a 25 mil millones de pesos en el municipio.

La guerra está desatada en el municipio de Coquimbo. Una guerra que incluso se trasladó ayer hasta la Corte de Apelaciones de La Serena, donde la abogada Carolina Tello y concejal Fernando Viveros interpusieron una querella criminal en contra de toda persona que resulte responsable por los hechos que quedaron en evidencia en el informe entregado por Contraloría.

Una acción que, desde el municipio hoy cuestionado, tomaron con asombro «porque esta presentación judicial no tiene ningún asidero jurídico y de ningún tipo», afirmó Patricio Reyes, alcalde subrogante.

Esto continuará seguramente en el concejo municipal extraordinario de la próxima semana, donde el también candidato a alcalde buscará conseguir los votos -necesita 3 y son ocho concejales- para buscar la acusación por abandono de deberes del actual alcalde, Marcelo Pereira.

«Queremos que Fiscalía investigue y que se busquen responsabilidades en forma legal e incluso penal, para que esta sea una señal ejemplificadora de que hoy Chile ha cambiado y que en ningún municipio ocurra lo que ha pasado en el último tiempo en Coquimbo», avisó Viveros.

Cerrar la puerta

Carolina Tello, directora regional de Abofem (Asociación de Abogadas Feministas) y patrocinante en la querella, precisó que «con estos elementos, y eventualmente en caso de salir reelecto, el alcalde actual no podría seguir ejerciendo sus funciones en base a estas acciones que se están iniciando, y no solamente por esta querella, sino que también por lo que pueda hacer el concejo, y tomar decisiones la próxima semana en base a estos antecedentes que aparecieron a la luz pública y que como vecinas y vecinos de Coquimbo estamos facultados para interponer esta acción».

Para Viveros, la gravedad de los hechos amerita realizar una acusación por notable abandono de deberes en contra de Pereira, «algo que intentamos el año pasado pero lamentablemente no tuvimos el apoyo de otros concejales».

Sin embargo, asegura que nuevamente están analizando la posibilidad de intentarlo, «porque volvió a tomar fuerza en el sentido de que tenemos que cerrar toda puerta a que Marcelo Pereira pueda ser alcalde. Por eso no descartamos la posibilidad de que en el próximo concejo extraordinario -pedido por los propios concejales para ver exclusivamente el tema de Contraloría- hablaré con mis colegas y analizaremos esta situación y, si está el respaldo, presentar la acusación».

Viveros dice ser un convencido «de que esto hay que hacerlo, independiente de que sea candidato, pues debe tener un precedente jurídico de todas estas situaciones que han ocurrido este último año, partiendo por la ausencia del alcalde al 50% de los concejos municipales».

Rendir cuentas a Jadue…

Con Marcelo Pereira fuera del municipio y en campaña, es Patricio Reyes, alcalde subrogante, quien respondió a esta querella, argumentando que «él (Viveros) se basa para presentarla en el informe final de la Contraloría, y en dicho informe, en ningún acápite, se establece que exista algún tipo de hecho de corrupción o falta de probidad. Y menos aún algún hecho que revista las características de delito, ya que si lo hubiese considerado la Contraloría, hubiese remetido los antecedentes al Ministerio Público como lo hizo en el denominado Papayagate, donde efectivamente consideró que habían hecho que podían revertir las características de delito».

Insiste que en este caso la situación es diametralmente distinta y por eso considera que queda totalmente descartada la arista penal.

«Estamos muy tranquilos porque creemos que no es más que una maniobra electoral, en un periodo de campaña utilizada por el Partido Comunista para subirle los bonos a su candidato, que al parecer no ha cumplido con las expectativas que se habían asignado».

En ese sentido cuestionó el accionar del concejal, indicando que «deberá rendir cuenta a su partido, al señor Jadue en Santiago y al señor Tellier, de que no es un candidato competitivo y que de alguna manera está buscando ser competitivo mediante este tipo de artimañas».

Advierte Reyes que no es la primera vez que «el señor Viveros ha presentado alguna acción judicial -o en la Contraloría- que ha quedado finalmente en el olvido. No es la primera vez que el señor Viveros, mal inspirado políticamente y mal asesorado jurídicamente, realiza este tipo de acciones, solamente para ver si puede mejorar su performance como candidato del PC, que claramente no es de las mejores».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre