Dos empresas presentan innovadores proyectos habitacionales para el Barrio Baquedano de Coquimbo

0
49

En el Colegio de Arquitectos de La Serena y ante una comisión técnica compuesta por Serviu, seremi de Vivienda, nivel central de Minvu, alcalde de Coquimbo, y dirigentes del Comité Unión Baquedano, las dos consultoras interesadas en adjudicarse el diseño de un edificio de vivienda pública de arriendo y un edificio vivienda social con lineamientos de Reducción del Riesgo de Desastres, mostraron sus propuestas. Son proyectos desarrollados por el Programa de Regeneración de Conjuntos Habitacionales del Minvu, que se enmarcan en el Plan de Regeneración Urbana para el Barrio Baquedano.

Se busca poner en valor un sector histórico de la ciudad puerto duramente azotado por el terremoto y posterior tsunami del 2015. El Ministerio de Vivienda ha invertido 39 mil 560 millones de pesos.

El ministro Felipe Ward participó a través de un video, en el que aseguró que “este Programa de Regeneración contempla una iniciativa innovadora que nos tiene muy contentos en el Ministerio de Vivienda y Urbanismo. Se trata de una política habitacional de arriendo que es eficaz, rápida y flexible para todas las familias que requieren una solución que se adapte a sus necesidades. Además, agregó que “Este edificio de arriendo permitirá que las familias de la región de Coquimbo vivan en una ciudad más amable y justa con criterios de Integración Social”.

La propuesta de la Fundación Urbanismo Social junto con la oficina de Arquitectura de Cristián Fernández, consiste en un proyecto que integra ambos edificios, potenciando y haciendo más eficientes los espacios públicos. Con edificios de 6 pisos y con 100 departamentos para arriendo con cuatro tipologías, de 1 a 3 dormitorios.

“Es un proyecto que no solo aporta al proceso de regeneración de Baquedano, en el marco del plan maestro que ha estado trabajando el MINVU con la comunidad, y permite que las familias del sector puedan permanecer de forma segura y protegiendo su identidad de barrio, sino que también a promover una nueva política de arriendo de propiedad pública, fortaleciendo el rol del Estado en materia habitacional y diversificando las formas de acceder a la vivienda” explicó Camila Ramirez, directora de la Inmobiliaria Social y Área urbana de Urbanismo Social.

En tanto, la propuesta de Fundación Techo, que trabajó en conjunto a la oficina de Arquitectura de Juan Sabbagh, presentó un proyecto que propone una manzana unitaria que integra las dos manzanas. Permite una gran iluminación, ventilaciones y con lugares de encuentro.

“Nos pareció un desafío muy importante, y para eso llamamos a una de las oficinas más importantes en materia de regeneración. Pero sobre todo, lo interesante es que es un proyecto que tiene desafíos en un plan de regeneración urbana y que tiene condiciones de riesgo que lo hacen interesante de hacer una propuesta que incorpore estos desafíos y transformar el entorno mejorando el lugar. La propuesta que desarrollamos pudo resolver adecuadamente y con mucho éxitos estos desafíos, y con una propuesta interesante. Esperamos ansiosos poder ganar”, enfatizó Loreto Wahr, gerente de la Inmobiliaria Social de Fundación Techo

Iniciativa valorada por el alcalde de Coquimbo, Alí Manouchehri, porque “lo más importante acá es recalcar que Baquedano ha sido un barrio muy golpeado. Y hoy día tenemos la oportunidad de ver dos proyectos maravillosos que claramente van regenerando un sector golpeado y dando la oportunidad a los vecinos de acceder a una vivienda de calidad”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre