Funcionarios de la salud realizarán paro de un día: Piden reajuste salarial de un 15%

0
83

Un centenar de funcionarios de la salud, agrupados en la Fenats región de Coquimbo, paralizaron sus actividades para meter presión en medio de la discusión de la Ley de Presupuesto del 2023. Del reajuste, un 12% busca compensar la inflación acumulada en un año, y el 3% restante correspondería a un aumento real de remuneraciones, explica uno de los dirigentes.

Las distintas agrupaciones de funcionarios de la salud, afiliadas a la Confederación Fenats Nacional, definieron llamar a una jornada de paralización de actividades, la que se concretó este martes entre las 8 y las 20 horas.

En La Serena, los trabajadores se reunieron pasadas las 11 de la mañana en el frontis del Hospital de La Serena, para luego marchar por las calles de la ciudad hasta apostarse en el bandejón central de la avenida Francisco de Aguirre.

El objetivo de la convocatoria fue para generar presión a las autoridades centrales para exigir el cumplimiento efectivo del programa comprometido por el gobierno en la respectiva cartera, especialmente la Reforma de Salud y una nueva carrera funcionaria.

Así lo detalla Mauricio Ugarte, presidente regional de la Federación Nacional de Trabajadores de la Salud (Fenats), quien explica que «es una paralización acordada por la asamblea nacional de dirigentes de base de todo el país que se realizó los días 19, 20 y 21 de octubre, es un paro de advertencia en el inicio de las negociaciones por el reajuste en el sector público».

«Se ha entregado el petitorio al gobierno, se han iniciado las conversaciones, pero los trabajadores están demandando que se resuelva una tremenda desigualdad salarial que se ha generado, en tanto, falta reconocimiento de lo que ha sido el enfrentar de los hospitales públicos a lo que ha sido la peor catástrofe sanitaria del país en su historia, y que es la pandemia», añade.

El dirigente puntualiza que «hay una necesidad de resolver el justo reconocimiento, y además hay una brecha salarial enorme que se ha abierto entre los que menos ganan y los que más ganan en salud, entonces legítimamente la gente ha planteado que en necesario poner presión y darle esta advertencia al gobierno para que instale la negociación y de respuesta al petitorio».

Si bien el paro fue solo por este martes, Ugarte señala que no se descarta que se pueda extender en caso que las demandas no sean atendidas, «es una advertencia de una jornada, pero es probable que si no hay una solución esto se retome en las próximas semanas».

En cuanto a lo que piden desde la Fenats, explica que «lo primero es que se les devuelva a los trabajadores la pérdida del poder adquisitivo, los funcionarios, así como todo el pueblo de Chile, han perdido sus remuneraciones por el alto costo de la vida».

«Lo primero que le estamos pidiendo al gobierno es que nos entregue el 12% de IPC acumulado en el último año, y sobre eso estamos pidiendo que nos dé un 3% de reajuste», agrega.

Otra de las demandas de los trabajadores dice relación con la conservación o reincorporación del personal contratado a honorarios por la pandemia del Covid-19, que a juicio de la Fenats han servido de gran apoyo para disminuir la brecha existente en el sector.

Al respecto, la Confederación solicita una postura única desde el Ministerio de Salud, debido a que algunas autoridades prometen «evaluar la situación», mientras que dieron a conocer que desde los Servicios de Salud actualmente se continúa despidiendo a los funcionarios a honorarios.

Además, solicitan la ampliación del derecho a sala cuna para todos los trabajadores de la salud, la formalización y transparencia del proceso de pago del Bono Trato Usuario en Tramo 1.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre