Jorge Villar: «El candidato de Renovación Nacional es José Antonio Kast, con todas sus letras».

0
96

Timonel de la colectividad dice que siguen siendo un partido de centro derecha, pero quien más se acerca a su proyecto es José Antonio Kast, pues Gabriel Boric representa «a una izquierda cuya agenda está controlada por el Partido Comunista»

Después de las elecciones, cuentas. En Renovación Nacional no tan alegres. En su consejo regional, primero con los consejeros regionales y luego uno ampliado con la militancia, hubo autocrítica por los resultados.

«También cuestionamientos, lógico», responde el presidente regional del partido, Jorge Villar, quien reconoce que los primeros autocríticos fueron ellos, la directiva, «pues la intervención mía como presidente regional fue señalar cuáles fueron a nuestro juicio los errores que cometimos, aunque nos haya tocado asumir un mes antes de que se designaran las candidaturas…».

A ocho días del domingo en que Renovación Nacional sólo logró la reelección de Marcelo Castagneto como consejero regional, su presidente insiste en que «los resultados no fueron lo que esperábamos».

Sin embargo, destaca dos cosas: «Primero, el espacio para el surgimiento de una nueva generación de servidores públicos, y por eso conspiró a que no tuviéramos el conocimiento que requerían nuestras figuras. Y segundo, decidimos optar por militantes locales, pues lo que ocurría habitualmente en Renovación Nacional es que se buscaban figuras en Santiago, en otros lados, y estas personas si les iba bien, no tenían afinidad con la región, y si les iba mal, se iban y se llevaba su capital electoral. Entonces decidimos entregarle la oportunidad a una nueva generación».

Mucho potencial

En materia de diputados pensaban tener un mejor rendimiento electoral, al menos con la reelección de Francisco Eguiguren, «pero creo que el camino que vamos es el correcto, porque estas figuras en las próximas elecciones tendrán necesariamente un mejor rendimiento y vamos a recuperar la posición que hemos perdido».

Esto, porque a su juicio «hay figuras que tienen mucho potencial electoral y que, por una cuestión de distribución del sistema proporcional, no pudieron ingresar a los cupos, pero estamos ahí. En futuro siento que será muy auspicioso».

En cuanto al análisis interno, explica que durante la semana tuvieron un consejo «donde los militantes tuvieron la oportunidad de plantear cosas y en términos generales, se entendió que esto no es una derrota, sino más bien una siembra para cosechar en el futuro. Y sí, cuestionamientos y críticas hubo, especialmente de la militancia, y eso está bien, así que después de la segunda vuelta vamos a tomar medidas para enfrentar esas autocriticas y mejorar los procedimientos, como incorporar más personas a los procesos internos del partido, toda vez que necesitamos mucho más apoyo y que exista una transversalidad dentro de la dirigencia de Renovación Nacional».

En lo que respecta al análisis más político, cuenta Villar que han tenido que pagar un costo, y caro.

«Renovación Nacional se ha ido desenfocando a nivel nacional -y quizás también regional- del objetivo que debiese tener un partido de centro derecha, que es enfocarse hacia las personas que normalmente votan por nosotros. Hace más de un año, desde la presidencia de Mario Desbordes en adelante, se instaló una intención de apuntar hacía un electorado que es más progresista, y la verdad es que esa fórmula o estrategia no produjo ningún resultado, toda vez que nos fue pésimo en las elecciones de constituyentes, por ejemplo, y ahora, a nivel regional, los resultados no fueron lo que esperábamos, pero estamos en un cambio generacional».

No han funcionado

Advierte que Renovación Nacional sigue siendo un partido de centro derecha, «pero quien más se acerca a nuestro proyecto, es José Antonio Kast, puesto que Boric representa a una izquierda cuya agenda está controlada por el Partido Comunista, y en eso somos súper claros: El candidato de Renovación Nacional es José Antonio Kast, con todas sus letras».
Con esto, todos los partidos de Chile Vamos ya entregaron su apoyo a Kast, luego de los respaldos entregados por la UDI, el PRI y Evópoli.

Para el timonel de la colectividad «los proyectos políticos de izquierda marxista no han funcionando en ninguna parte del mundo, así que, desde el punto de vista de la ideología, de la aspiración, queda simplemente ahí. Tal vez ha resultado China, pero el Partido Comunista tiene el nombre más bien de manera histórica, porque se ha abierto mucho y se ha distanciado mucho de una economía de planificación central…»

De hecho, determina que cuando se hace el consejo general el día miércoles, Renovación Nacional plantea tres puntos respecto a los cuales es fundamental que el candidato Kast haga una revisión.

«En materia de mujer y equidad de género, programa económico, donde es necesario hacer una serie de adiciones al programa que permitan hacer una mayor recaudación fiscal, y una decidida referencia a la protección del medio ambiente. Creemos que es una obra que tenemos que construir entre todos, entendiendo que esta campaña presidencial es muy importante, debido a que por una parte tenemos un proyecto que atiende hacia la libertad individual y el liberalismo económico, y por otra parte, un programa que trata de hacerse representar como progresista, pero en realidad es una agenda que está manejada por el Partido Comunista, y lo vimos en dos ocasiones la semana pasada, cuando Boric trató de hacer cambios, pero el PC le dijo acá el programa es uno y no habrá cambios. Eso da muestra de quién estará gobernando detrás de Boric».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre