Municipio de La Serena donará casi 400 animales de granja de mini zoológico del Parque Pedro de Valdivia

0
1737

De forma unánime, el concejo comunal de La Serena aprobó iniciar el proceso de adopción de más de 300 animales de granja que se encuentran en el Parque Pedro de Valdivia, siendo en su mayoría cabras, gallinas, palomas y cotorras. Por lo pronto, especies como los cóndores, la tortuga o avestruces, seguirán en el recinto de calle Brasil.

Durante la sesión del concejo comunal de La Serena de este miércoles, se abordó la posibilidad de donar una importante cantidad de animales de granja que están actualmente en el Parque Pedro de Valdivia.

Le encargada de exponer el punto fue Valeska Robledo, asesora jurídica del municipio, quien explica que, según la ley, las municipalidades podrán donar bienes a instituciones públicas o privadas que no persigan fines de lucro, y para hacerlo, el alcalde necesitará la aprobación del concejo comunal.

En cuanto a los antecedentes, detalla que el Parque Pedro de Valdivia es un recinto de administración municipal, que corresponde a un bien nacional de uso público, y que al interior se ubica un centro de exhibición de fauna, autorizado el año 1997 por parte del SAG.

Respecto a las motivaciones para donar a los animales, Robledo detalla que «el mini zoológico ha recibido distintos animales, los que no constituyen ejemplares de fauna silvestre, por ende no se encuentran protegidos por la ley de caza y su reglamento, y la municipalidad desea donarlos a instituciones públicas o privadas que no persigan fines de lucro».

«En cuanto a los fundamentos, la cantidad de animales supera lo originalmente considerado para el recinto, porque además se pretende orientar los recursos tanto humanos como materiales a los animales que sí posean la protección legal, que data de más de 20 años», agrega.

En detalle, desde el municipio buscan donar 70 caprinos, 74 gallinas, 60 palomas colipavos, 100 cotorras australianas, 54 ovinos, 13 conejos, 19 gansos y un bovino, conocida como Rosita.

Las donaciones se pretenden hacer mediante jornadas de adopción, «el municipio convocará a los interesados al Parque Pedro de Valdivia en días y horas determinadas, difundiendo la iniciativa a través de distintas plataformas».

«Una vez que se reúnan los interesados, se constatarán los requisitos, esto es que se trate de instituciones públicas o privadas de la comuna que no persigan fines de lucro, y concretará a través de un decreto alcaldicio» dio a conocer la funcionaria municipal.

«Una medida esperada»

La concejala Daniela Molina, quien es conocida por participar en agrupaciones animalistas, agradeció la disposición del alcalde a tomar esta determinación, «esto es algo que muchas personas de la ciudad venimos levantando hace muchos años, de darle una vida más digna a esos animales y espacios más cómodos. Esto tiene que ver con buscar las mejores condiciones posibles».

«Hay que entender que la liberación no es posible cuando están tantos años en confinamiento, pero este es un paso importante que no es fácil, y la idea es buscar lugares que los consideren como parte de la familia, como seres que tienen una vida y que no son objetos, como se considera jurídicamente», agrega.

Afirma que «esto sienta un precedente para otros municipios y otros zoológicos, y lo importante es que hoy hay voluntad de avanzar y trabajar, y eso lo agradezco enormemente, sabiendo que represento el sentir de muchas organizaciones, personas y movimientos que trabajan por el bienestar de los animales».

Por su parte, la concejala Daniela Norambuena comenta que «todos estábamos esperando esta acción, si bien es cierto algunos niños y familias disfrutaban de ir a ver a los animales, creo que es sumamente importante que se haya tomado esta decisión».

Además se refirió a si personas naturales podrían adoptar animales, pero aclaró que esta iniciativa está dirigida a organizaciones sin fines de lucro, «pueden ser privadas o públicas, otro organismo del Estado, pero ese es el requisito. Esta es una forma de velar por el cuidado de ese bien, al establecer que quien reciba no perciba fines de lucro», señala.

En esa línea, el alcalde Roberto Jacob comenta que «creo que esta es una iniciativa esperada por muchos, y la verdad es que ha habido una sobrepoblación de animales en el parque, lo que conlleva costos y trabajo y, en resumidas cuentas, si van a tener un lugar mejor donde vivir, no hay mayor análisis que hacer. Ahora, no creo que alguien que quiera adoptar un animal lo haga para hacerlo sufrir, sino que el ideal es que sea gente responsable y por eso se entrega a organizaciones que se van a dedicar a darles un lugar especial».

«Creo que es lo mejor que podemos hacer, hoy no es necesario que la gente que va al parque vea 60 ovejas, sino dos o tres, que seguramente van a estar mucho mejor alimentadas, así que por lo tanto se está cumpliendo con una etapa esperada por muchos y espero que el resultado de esto sea ojalá al corto plazo y en beneficio de los animales», concluyó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre