«No ha pasado nada ni se ha sabido nada, pero eso no significa que la gente se haya olvidado»

0
145

El parlamentario por la zona, Francisco Eguiguren, luego de estar dos semanas en cuarentena tras un viaje como observador internacional en las elecciones parlamentarias y municipales de la República de El Salvador, conversó con LA REGIÓN respecto a la agenda legislativa de este año, así como también la opción de un tercer retiro de fondos previsionales y del Papaya Gate.

Luego del receso legislativo de febrero, los diputados volvieron a sus labores en el Congreso, con la principal tarea de hacer frente a la pandemia, además de objetivos claros como la reforma de pensiones y un eventual tercer retiro de fondos de las AFPs.

En ese sentido, el diputado por la zona, Francisco Eguiguren, comenta que este año el foco va a estar en la recuperación económica y sanitaria del país, que a su juicio ha empobrecido enormemente producto del Coronavirus, y la clase media ha sido la que más se ha resentido.
«Entonces lo que se necesita es salud, estabilidad laboral, pero también la seguridad para vivir, que creo que son las tres grandes cosas que pide la gente para salir adelante de esta pandemia tan cruel y que ha generado tanta pobreza en la clase media y en nuestro país en general», sostiene.

Puntualiza que más que proyectos en particular, lo que buscan es generar una batería de propuestas al gobierno para apoyar la estabilidad laboral, «le hemos dicho que queremos que mejore el bono a la clase media que he propuesto en los días pasados, porque creemos que la focalización y discriminación que significa exigir que para poder recibir los recursos tiene que haber disminuido sus ingresos en un 30 por ciento, es algo odioso y que ha dejado a mucha gente sin un peso para recibir por parte del Estado».

Y agrega que «en esas condiciones le hemos dicho al gobierno que por favor primero mejore el bono, que sea 500 mil pesos y que llegue a lo menos a 6 millones de personas, que sea universal y sin restricciones, porque la disminución del 30 por ciento de ingresos deja fuera a muchos que sí necesitan apoyo, y que tampoco exijan que estén en el Registro Social de Hogares, porque a pesar que no es obligatorio, genera discriminación en muchas personas, algunos que viven allegados y sacan la ficha, sacan un puntaje elevado que no refleja la realidad».

Respecto al presunto fraude al fisco que terminó con la salida de Lucía Pinto, episodio conocido como Papaya Gate, en relación a la comisión investigadora de la Cámara, Eguiguren confirma que no hay ningún avance y que ni siquiera se ha constituido, «está en un silencio total y creía que en este primer trimestre se reactive, así como también conozcamos en que van las investigaciones tanto del Ministerio Público como de la Contraloría al respecto», señala.

«No ha pasado nada ni se ha sabido nada, y eso no significa que la gente se haya olvidado, por lo tanto creo que es importante que las personas sepan qué ha ocurrido respecto a esa investigación y que se sepa cómo han avanzado las diligencias» añade.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre