CORE pide al Ejecutivo agilizar proyectos de electrificación rural.

0
26

Los proyectos representan una inversión del orden de los $1.000 millones y beneficia a localidades rurales de Combarbalá, Punitaqui, Canela y Salamanca. (Foto referencial)

Cinco proyectos de electrificación rural que fueron aprobados el 2018 por el Consejo Regional (CORE), pero que actualmente no cuentan con el apoyo financiero, corren el riesgo de perder su recomendación técnica (RS) y volver a fojas cero, si el Ejecutivo no le da prioridad a su ejecución en el curso de este año.

Así se desprende del análisis que hizo de esas iniciativas la comisión de Desarrollo Social e Inversiones del CORE -que preside el consejero Lombardo Toledo-, luego que Mario Pérez, profesional del Gobierno Regional, presentara un informe del estado actual de la cartera de iniciativas del Programa de Electrificación Rural, con el fin de conocer las iniciativas que no han podido ser ejecutadas, para agilizar su proceso y de esa manera responder a las demandas de la comunidad.

Los proyectos en cuestión representan una inversión del orden de los $1.000, razón por la cual el pleno del Consejo Regional acordó oficiar y solicitar al Ejecutivo del Gobierno Regional darles prioridad, otorgando los recursos del presupuesto 2020 y proceder a su ejecución a más tardar este mismo año.

Las cinco iniciativas que están en esa situación son la construcción de la Red Eléctrica Centinela II Carrizal (Combarbalá), el sistema de Electrificación Rural Ajial de Quiles (Punitaqui), sistema de Electrificación Rural de Camisas

(Salamanca), además de los sistemas de Electrificación Rural Las Cañas y Huinchiguallego (Canela).

El consejero Lombardo Toledo, presidente de la comisión de Desarrollo social explicó que es de suma urgencia que estos proyectos que llevan esperando desde hace cuatro años, se puedan ejecutar prontamente.

“Las comunas de Combarbalá, Punitaqui, Salamanca y Canela, tienen proyectos presentados al Gobierno Regional hace cuatro años y esperamos que estos servicios puedan llegar en un tiempo prudente a las comunidades beneficiadas para contribuir a mejorar la calidad de vida de sus habitantes, y no cabe duda de que la electrificación es un gran avance”, comentó.

Por su parte, los consejeros Javier Vega (Elqui), Cristian Rondanelli, Ángela Rojas y Cristián Carriel (Choapa), manifestaron su preocupación por el retraso que ha tenido la ejecución de estos proyectos, porque afecta a los sectores más vulnerables de la población.

“Yo creo que hoy día es imperioso que, como Consejo Regional, le exijamos al Gobierno Regional la priorización de recursos para los proyectos de electrificación rural (…) En ese sentido creo que nosotros tenemos que hacer notar ese sentir por estos proyectos en la Región de Coquimbo que están pendientes”, comentó Rondanelli.

La comisión, con el respaldo del pleno del CORE, fijo un plazo de 20 días para informar de los avances de la cartera de cinco proyectos que requieren contratación, asignación de presupuesto o programación de ejecución.

De igual manera, solicitó a la División de Análisis y Control de Gestión (DACG) del Gobierno Regional presentar un catastro de los sectores rurales que requieren electrificación en la región y sobre la demanda de preinversión de los municipios.

En la misma reunión se informó que en lo inmediato hay tres proyectos terminados, con viviendas conectadas y otros en proceso de conexión, que corresponden a La Calera II Etapa (Ovalle), El Peral (Combarbalá) y Pulpica Centro (Monte Patria)

Mientras que otras tres iniciativas se encuentran en tramitación para su ejecución, como es el caso de Las Cardas (Coquimbo), Céspedes (Illapel) y La Rinconada Escorza (Punitaqui).

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre