Ramón Castillo Gaete y su paso por el Valle de Elqui

0
222

portadaEn las declaraciones de los detenidos por el caso del parricidio perpetrado por la secta mística en el Colliguay, se indica que el líder de esta secta, Ramón Castillo Gaete, efectuaba continuos viajes al Valle de Elqui con el dinero que le proporcionaban sus ingenuos adeptos.

Este aspecto de la vida de «Antares de la Luz», como se hacía llamar, se dio a conocer el día viernes en un canal de televisión (UCV) y de inmediato en la ciudad de Vicuña comenzaron las especulaciones e interrogantes.

¿Este líder paranoico estaba formando una secta en el valle?,  ¿Dónde se hospedaba?,  ¿Quiénes eran sus amigos? La Policía de Investigaciones por el momento no está desarrollando investigación alguna en el Valle de Elqui, en torno a las visitas que realizaba  a esta zona. Al menos no  es conocido en forma pública ese trabajo de la unidad especialidad en sectas.

El comisario de la PDI de Vicuña, Cristian Rocco, precisó que no se ha recibido orden para indagar acerca de Castillo Gaete en su paso por la tierra elquina.

Sin embargo algunos vecinos señalan haberlo visto en la localidad de Diaguitas, hace unos años, en compañía de los hare Krishna.

Tal es el caso de Mario Carrizo Tapia, director del periódico Elqui Semanario, quien expresó que fue a fines de febrero del año 2008 cuando «yo vivía en el sector de la ex línea férrea de Diaguitas. Era más delgado que ahora, usaba barba. Vestía una túnica verde, una chaqueta tipo altiplánica y un turbante color marfil», precisa.

Más aun, el comunicador señala que el personaje aquel llegó a instalarse en el sector y de inmediato le pareció «un tipo desagradable».

Tenía, agrega,  una mezcla de hindú con rastafari y hare Krishna.

«Recuerdo que tocaba una flauta y nadie lo podía tocar siquiera porque se creía una deidad y su acompañante, una mujer baja, delgada y de pelo largo, lo reverenciaba y era su interlocutor porque no conversaba con nadie».

A fines del mes de febrero trató de conversar con él por el asunto del saneamiento de los terrenos, en los faldeos del Cerro Mamalluca, cerca donde vivía Carrizo, «pero él se opuso y sólo mandaba mensajes a través de su pareja. Entonces se me ocurrió colocar marchas militares a todo volumen y al otro día se fue del pueblo».

Tal vez tengamos que agradecer a Mario Carrizo, quien con sus marchas militares ahuyentó al misterioso líder o de lo contrario quizás estaríamos lamentando los sacrificios humanos en Diaguitas. Pero queda la duda si Ramón Castillo Gaete trató o no de establecer su secta en otros sectores del Valle de Elqui, como Cochiguáz o Alcohúaz.

Aquí en el valle siempre se cita los reportajes del periodista Luis Villagrán, cuando trabajaba en diario El Día, y relató sobre el «viaje sin retorno» que harian setenta elegidos de las «hermana Cecilia»… cuestión que nunca fue. Es decir, Cochiguaz  cada cierto tiempo da que hablar de estos temas, por lo que, seguiremos atentos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre