Cinco sismos de regular intensidad afectaron a la región en las últimas horas

0
9

sismoMuy movida ha estado la Región de Coquimbo, especialmente la zona de Tongoy y ahora también Andacollo, al registrarse a lo menos cinco temblores del orden del grado cuatro o más, que no causaron daños ni afectaron a personas, felizmente.
Según el informe de Meteorología, estos movimiento telúricos de similares características, ruido de breve tiempo y remezones cortos,  tuvieron  epicentros en Los Vilos, Tongoy y La Serena y Andacollo.
Si bien provocaron preocupación en la comunidad, no hubo registro de daños de consideración o personas heridas, de acuerdo a la Oficina Regional de Emergencias, Oremi.
A las 7:56,  a 65 kilómetros al oeste de Los Vilos fue consignado un temblor de 4,0 grados en la escala de Richter a una profundidad de 29.1 kilómetros.
En la tarde, a las 14:02, ocurrió un movimiento telúrico de 4,7 grados Richter, a una profundidad de 38.8 kilómetros cuyo epicentro estuvo a 37 kilómetros al noroeste de Tongoy. Este fenómeno natural alcanzó IV grados el escala de Mercalli, en La Serena, La Higuera y Vicuña y;  II en Río Hurtado y Coquimbo.
Ocho minutos después a 19 kilómetros al norte del balneario de Tongoy, fue registrado otro sismo a una profundidad de 4.6 kilómetros, de 3,8 grados Richter.
En la misma jornada  a las 16:10, a 25 kilómetros al noreste de La Serena, ocurrió un temblor de 4,7 grados Richter, a 38.2 kilómetros de profundidad,  que llegó a los IV grados en Coquimbo y la capital regional y a III grados en Río Hurtado.
Luego a las 18:59,  a 8 kilómetros al norte de Andacollo, un movimiento telúrico de 4,3 grados afectó a esa comuna, sintiéndose también en Coquimbo, La Serena y alrededores. Al igual que los anteriores, fue de ondulación corta y con algo de ruido.
El Servicio Hidrográfico y Oceanográfico de la Armada, Shoa, descartó la posibilidad de tsunami  a raíz de estos sismos.
Se presume que aun son réplicas del ggran terremoto 8.4 del 16 de septiembre de 2015, cuyo epicentro estuvo en la localidad de Canela, al sur de Coquimbo, y que vino acompañado del tsunami que dejó grandes daños en el barrio Baquedano de Coquimbo, y en numerosas viviendas del valle de Elqui y de la misma localidad de Canela, donde gran parte de las casas son construidas de adobes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre