Cristian Martínez: «A bomberos no se le debería rebajar el presupuesto»

0
24

Con la rebaja original que planteaba el gobierno, de un 7,8% del presupuesto total a la institución, los bomberos de la región de Coquimbo, en términos de equipamiento, dejaban de percibir más de 800 millones de pesos.

El presidente regional y miembro del directorio nacional de Bomberos de Chile, Cristián Martínez, se mostró tranquilo con el pre acuerdo logrado con el Gobierno para no disminuir el prespuesto a la institución, aunque aclaró que «no estamos muy convencidos, porque en definitiva a un organismo como bomberos no se le debería rebajar el presupuesto».

El martes por la noche y ayer por la mañana, Bomberos protestó en todos los cuarteles del país haciendo sonar sus sirenas, en rechazo al recorte presupuestario que sufrirá la institución, cercano a los 3.400 millones de pesos.

Inmediatamente la molestia de la ciudadanía, que por redes sociales hizo sentir su enojo por la determinación adoptada. En la región, lo mismo. Cristián Martínez, presidente regional y director nacional de Bomberos de Chile, alzaba la voz.

Agradeció el apoyo de la comunidad, «y también de los parlamentarios de la región, principalmente de Gahona y Fuenzalida, que enérgicamente reclamaron siendo diputados oficialistas», precisó.

Lamentablemente, aseguraba, «hay que actuar bajo presión para poder conseguir algún tipo de resultado. Porque el reajuste del presupuesto para 2020, programado y abordado por el parlamento en los meses de octubre y noviembre de 2019, fue del 3%, y el recorte que se nos pretende hacer es del 7,8%, es más del doble y más encima vamos a retroceder por lo menos 3 años en el aumento presupuestario que hemos tenido como bomberos de Chile».
Pero esa presión y molestia surtía efectos, pues mientras sonaban las sirenas en todo el país, ayer el directorio nacional sostenía una reunión con Hacienda en Santiago para tratar de llegar a un acuerdo, el que finalmente se logró.

El acercamiento de las posturas incluye un recorte de 1.400 millones de pesos, cerca de un 3,2%, que para Martínez, que además es miembro de la mesa nacional, no es del todo bueno.

Esto, porque «no estamos muy de acuerdo, tampoco muy convencidos, ya que en definitiva a un organismo como bomberos no se debería rebajarle el presupuesto, toda vez que el presupuesto nacional alcanza sólo a cubrir el 60% de las necesidades de la institución, puesto que el resto se cubre con otro tipo de ingresos como son los socios cooperadores, descuentos por alguna cuenta bancarias. Cualquier tipo de recorte afecta el funcionamiento, y por eso tiene que someterse al directorio para que entregue su parecer».

Esa votación será hoy y Martínez deberá sufragar, «pero primero tengo que consensuarlo también con los superintendentes de la región, que son los asociados a la corporación», aclaró.

De todas maneras, entiende que el apoyo recibido transversalmente fue clave «e hizo posible que el Gobierno cambiara radicalmente su posición, aceptando sentarse a conversar con bomberos como corresponde y como siempre tiene que ser, pues ahora no afectará gravemente a la institución con la determinación adoptada en un comienzo. Así que mañana (hoy) esta especie de acuerdo se someterá al directorio nacional, quienes deberán pronunciarse en relación a este preacuerdo».

Si bien fue harto lo que se ganó, para Martínez aparte del número, «lo fundamental es que ahora quedará a criterio de bomberos ver en qué partida se va a poder reducir, no como se hizo antes, donde ellos instruyeron una rebaja en las partidas que ellos entendieron que había que rebajar. Por ejemplo, ahora se irá principalmente en aquellas partidas que no se han podido ejecutar producto de la pandemia, como las capacitaciones».

Con la rebaja original que se planteaba del 7,8% del presupuesto total, los bomberos de la región, en términos de equipamiento, dejaban de percibir más de $ 800 millones.
«Pero ahora, con esta modificación, no sufriríamos ningún tipo de daño, ya que las modificaciones serían solamente para aquellas partidas que tienen que ver con operaciones».

El diputado Juan Manuel Fuenzalida salió a emplazar al Gobierno luego de conocer la medida y ayer, después de la reunión sostenida, manifestó que «se logró dejar sin efecto el decreto de la Dirección de Presupuestos, que justamente es lo que habíamos solicitado, y adicionalmente se acordó rebajar el recorte a 1.400 millones de pesos, que corresponden a todos aquellos ítems del presupuesto que, por razones de la pandemia, no se van a poder ejecutar. Por ejemplo: adquisiciones de carros en el extranjero. Por lo tanto, este acuerdo entre bomberos y Hacienda permitirá el buen funcionamiento de bomberos con capacitaciones e implementos que puedan adquirir dentro del país».

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre