Más de dos mil canciones había creado Hernán Gallardo

1
18

ACTUALIDAD4En un féretro con la letra impresa de su inmortal tema «Un año más», junto a una escala musical, una figura de piano, una llave de sol y un labrado con un crucifijo y un Cristo pastoreando una oveja, descansan los restos mortales de quien fuera un gran personaje, tanto por lo humilde como por grandioso en su creación musical,   Emiliano Hernán Gallardo Pavez, fallecido este domingo de un infarto, a los 87 años de vida.

Así como «Un año más», considerado himno nacional en cada Año Nuevo, «el Flaco» había compuesto una dos mil canciones.

La noticia de su muerte provocó hondo pesar en todos los sectores. Últimamente estaba viviendo de allegado en casa de don Juan Alquinta en la Parte Alta. «Conversa hasta la hora de almuerzo, momentos después le vino un fulminante ataque».

Ayer sus restos fueron recibidos por el alcalde Cristian Galleguillos, concejales y pueblo de Coquimbo en el Palace, donde fueron velados hasta la medianoche. Hasta allí llegaron conjuntos musicales y artistas que le rindieron homenaje. Hoy a las 15 horas son sus funerales. Hernán no deja descendientes.

Rebeca Lira, presidenta de la Agrupación Cultural de Artistas de la Música de Coquimbo ACAM, enjugando lágrimas recordó a Gallardo como un entrañable amigo, destacándolo como una persona muy talentosa, que supo compartir su don musical con quien quisiera escucharlo.

Como ella, hubo innumerables demostraciones de dolor. El empresario Ricardo Larraguibel que estudió y se tituló entre otros con Hernán Gallardo, en el INSUCO, lo recordó como un amigo amante de la música.

El comunicador Juan Ramírez Portilla lamentó la pérdida de un gran talento al que Coquimbo y Chile le deben un monumento grande»…

Otros le recordaron como una persona «medio orgullocito porque él decía que no pedía favores a nadie».

Sin embargo en su momento tuvo asistencia municipal. Amistades le regalaron instrumentos musicales, le colaboraron cuando quiso construir en las cercanías del faro. Pero su forma de vida prevaleció.

Un maestro

Con la voz entrecortada por la emoción el cantante porteño miembro de ACAM, Norman Ponce, quien interpretó el tema de autoría de Gallardo con gran sentimiento, señaló: «Estamos muy consternados y muy apesadumbrados por esta noticia, tan, me cuesta hablar, tan negativa. La verdad es que Hernán siempre fue un embajador de Coquimbo, un maestro, un ícono coquimbano y muchos artistas lograron el éxito con sus temas y yo tuve la dicha de grabar temas de él y compartí con él muchos escenarios, trabajamos  unidos y no solo yo estoy agradecido de él, sino que varios músicos de nuestro puerto».

Por su parte, el alcalde Galleguillos resaltó la figura del desaparecido artista, remarcando su contribución a la cultura nacional y a la alegría de varias generaciones de porteños. «Nos ha dejado un gran coquimbano, un vecino de nuestro querido puerto, un gran músico y compositor y el legado que deja para  Coquimbo y para Chile es inmenso, su vida estuvo dedicada 100 por ciento a lo que fue su pasión, la música, el arte, talento que le permitió componer canciones que llegaron a ser  populares no solo en el país sino que en el extranjero, interpretadas por conocidos músicos».

La máxima autoridad comunal hizo un sentido reconocimiento a su figura lamentando no haber valorado su aporte en vida. Explicó que existe un resguardo de su legado. «Nunca logramos reconocer todo lo que él aportó a nuestra cultura, como dije, y a nuestra ciudad, pero siempre seguirá siendo un Hijo Ilustre de Coquimbo y su obra y su persona fueron reconocidos como patrimonio inmaterial cultural de nuestro país».

La Municipalidad asumió el sepelio y dispuso de todo lo necesario para un funeral digno de un personaje, un gran hijo de Coquimbo.

La urna de Hernán Gallardo permanecerá hasta la hora de su partida al cementerio, sobre el escenario de Palace, a donde han llegado innumerables coronas y flores.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre